Twittear

08 mayo, 2014

Un apunte sobre educación


A estas alturas parece haber bastante consenso y coincidencia en la consideración de que el sistema educativo finlandés es un sistema de éxito, quizá el más exitoso de Europa, aunque efectivamente haya aspectos susceptibles de mejora. También que, aunque a regañadientes de muchos y muchas, nuestro sistema educativo da muestras de no funcionar y de necesitar mejoras. Pero, a partir de aquí ya todo se traslada a esas esferas que dejan de ser abiertas y transparentes a la opinión pública y en la que no es posible distinguir los argumentos de unos y otros, ni las razones en que apoyan sus propuestas.


A mí me llaman enormemente la atención dos de ellas por chocar tan profundamente con lo que el sistema finés hace. En ese sistema los alumnos no se incorporan a la escuela hasta los 6-7 años y sin embargo a los 15 tienen el mejor nivel y, además, los alumnos de los primeros cursos tienen 15 minutos de descanso, por cada 45 de clase, tiempo que los alumnos aprovechan para salir el exterior y correr por el patio. Mientras tanto en nuestro país todos los intentos se centran en lograr la escolarización universal desde los 0 años, aunque el hecho de que ya lo sea desde los 3 desde hace tiempo no ha supuesto ninguna mejora en el rendimiento escolar a los 11 años y, contra todo pronóstico, varias administraciones educativas están estudiando prohibir la práctica del fútbol en el, a veces, único recreo del que gozan los alumnos en una jornada continua más propia de adultos.


Y eso a pesar de que los estudios corroboran que la práctica de un deporte en el horario de recreo mejora el rendimiento, entre otras cosas porque el cerebro precisa oxigenación y la práctica deportiva lo favorece. No hay sin embargo ninguna evidencia de que la reducción de la edad de escolarización haya supuesto mejora alguna de los resultados de nuestros estudiantes. Es por eso que llama la atención la ausencia de pronunciamiento de quienes más saben de estas cosas y todo lo decidan comisiones de “expertos” que paradójicamente suelen ser los mismos que nos trajeron hasta donde ahora estamos. Caminamos en sentido opuesto al sistema finés pero a nadie parece llamarle la atención ese hecho. El debate social y político en nuestro país está reconducido hacia donde unos pocos desean y mientras tanto los problemas de todo orden en lugar de en vías de mejora llevamos muchos años constatando que van a peor.



6 comentarios:

  1. Anónimo3:31 a. m.

    La prohibición del futbol (que no era tal, sino una simple restricción), era debido a que aquellos que jugaban a este deporte acaparaban el recreo restringiendo otras actividades; vamos que el riesgo a sufrir un balonazo hacía que el resto de alumnos que no querían jugar a ese deporte no tuvieran opción alguna para ejercitarse, ergo en principio dicha restricción beneficiaría la actividad física aunque no la práctica del deporte rey.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo11:05 a. m.

    Disculpe, pero lo de prohibir el fútbol no persigue que hagan menos ejercicio sino todo lo contrario, Hay colegios en España con un patio muy pequeño para el número de alumnos que son y la mayor parte de ese patio lo ocupa un campo de fútbol. Este campo es acaparado por un grupo de alumnos (siempre los mismos) y los demás se distribuyen por el resto del espacio, sin sitio para practicar otros deportes. Además, esa "hegemonía" del fútbol en el recreo provoca problemas, disputas por ocupar el campo, balones que se escapan y pegan un balonazos a otros alumnos, disputas constantes... Lo que se intenta en esos colegios es mejorar el ambiente en los recreos y distribuir el espacio de modo más equitativo, que se puedan practicar distintos juegos y todos participen en ellos, no que los más espabilados acaparen la cancha y los demás vegeten por sus márgenes.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo, estaría de acuerdo contigo si las cosas fuesen tal como relatas, pero me temo que no tienes toda la información. Ni tan siquiera soy aficionado al fútbol, mi defensa no es de ese deporte sino de protestar ante lo que se presenta como una alternativa ideológica y que puede redundar en que el escaso deporte que practican los niños se vea todavía más limitado. Observa que tú mismo hablas de "hegemonía" para señalar únicamente lo que es mayoritario. No estaría mal comenzar desterrando ese lenguaje.

    ResponderEliminar
  4. Sobre el comentario de anónimo o anónima me gustaría resaltar, pues no lo hice en el anterior, el que en su brevedad contiene algunos elementos importantes, por ejemplo, ese:"Hay colegios en España con un patio muy pequeño... y la mayor parte de ese patio lo ocupa un campo de futbol." Primero habría que ver cuántos y creo estar en condiciones de decir que en la inmensa mayoría de los casos no es así, y preguntarse si ha de imponer a todos una solución única basándose en la realidad de unos pocos, pero es que tampoco corresponde con mi experiencia todo lo que sigue de las disputas y esas cosas, o que estas sean mayores que cuando están jugando a cualquier otra cosa.

    Pero es que lo de la "hegemonía" me confirma mi apreciación de que se trata de una cuestión ideológica de diseño desde arriba y de origen feminista según la cual los niños deben jugar a los juegos que les van bien a las niñas pues de otro modo se estaría favoreciendo el machismo. Se trataría de trasladar al recreo ese "canon" femenino que ya se produce dentro del aula y que pasa por tildar de machista todo aquello que a ellas no les guste o les guste menos.

    Como digo se trata de una iniciativa desde arriba y no desde los colegios, basada en prejuicios de género que hace de casi todo lo masculino algo sospechoso y que pretende la "reeducación" de los varones en clave femenina.

    Por eso le pregunataría al anónimo o anónima por su opinión al respecto de las otras cuestiones abordadas en la entrada y que me parece están muy relacionadas con esta de la prohibición del fútbol en los colegios.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo10:10 a. m.

    Sobre el resto de la entrada no tengo nada que objetar a lo que usted dice. Lo que he dicho sobre los problemas que causa el fútbol en los recreos lo dije basándome en lo decidido en dos colegios sobre los cuales tengo información. En ambos había el mismo problema y en ambos se decidió restringir la práctica del fútbol a unos días determinados cada semana. No me consta que exista ninguna norma llegada desde arriba que ordene eliminar el fútbol.

    ResponderEliminar
  6. Te agradezco la precisión de ese modo es más fácil saber de qué hablamos. En relación a si es una decisión desde arriba he de comentarte que la administración educativa andaluza ha estudiado esta medida aunque no sé exactamente en qué situación de desarrollo se encuentra ahora mismo. Algunas otras administraciones también lo han hecho, cuelgo dos enlaces a noticias de periódico que recogen el tema.

    http://noticias.lainformacion.com/espana/el-gobierno-vasco-busca-prohibir-el-futbol-en-los-colegios-por-ser-una-actividad-sexista_5X1YiPC4QASsNkCcCiFsm4/

    http://www.lavozdegalicia.es/noticia/sociedad/2014/02/10/colegios-gallegos-vetan-futbol-recreo-evitar-conflictos/0003_201402G10P22991.htm

    ResponderEliminar