Twittear

07 abril, 2011

Los hombres y el masculinismo

Me gustaría retomar un tema que planteó en un comentario anterior Tamisquerche y que tiene que ver con las dificultades de “afiliación” de los hombres a la idea de un movimiento masculino, haciendo por su parte especial hincapié en el tema de la sexualidad la cual constituiría una barrera seria para los más jóvenes. “Quizá la respuesta esté en el poder que la sexualidad tiene sobre nuestras acciones.” apuntaba. En mi opinión, y aún cuando no dudo en considerar que efectivamente algo de eso haya,  el tema es mucho más complejo y hunde sus raíces en algunos de nuestros comportamientos más instintivos y más relacionados con el hecho de ser hombre o mujer. Hacer abstracción de nuestras diferencias puede conducirnos al error de pensar que los hombres y las mujeres actuamos igual frente a las mismas situaciones, damos el mismo valor a las palabras, y compartimos una concepción de las cosas, sobre todo lo que tiene que ver con el otro o la otra, idéntica y eso no es cierto. Está en los genes pero también en los memes.

Eso por no considerar que el peso apabullante del mundo de la cultura y la política está en la tesis de que si hay discriminación ésta es femenina o que cualquier cosa que se haga a favor de las mujeres constituye la mejor forma de progreso, y sus correlatos del varón como el agente de los males de la humanidad: guerras, violencia… etc. Y salirse de los caminos mayoritarios no es  fácil ni sencillo. El juego de los sexos es extraordinariamente complejo y no en vano llevamos millones de años de diferenciación sexual y la fórmula continúa aun cuando desde siempre haya habido lucha unas veces algo más larvada y otras más al descubierto entre hombres y mujeres.  Ni captamos la realidad del mismo modo sobre todo lo que tiene que ver con el otro o la otra, ni nuestras expectativas de vida se fijan las mismas metas. Me temo por lo demás que sea un mecanismo tan complejo el que rija esa relación que nunca acabaremos de conocerlo de todo.

Lo cierto es que en esta guerra de sexos declarada por el feminismo están en juego muchas más cosas que la sexualidad, aunque ésta represente un papel importante. Está todo lo que tiene que ver con la reproducción donde la mujer se ha reservado todos los derechos, pero está también la pretensión, en buena medida conseguida, de declararse dueñas de la moral y por extensión de la justicia y también en este terreno llevan camino de convertirse en amas de la situación. Por eso me rió cuando apuntan a Zapatero, Botín, Toxo o Redondo para señalar a los que tienen poder. El poder que importa, tiene mucho más que ver con esto último de los hijos, la justicia y la moral que  con ser la cabeza visible de una institución o del Gobierno, aún cuando también para esos casos hayan conseguido imponer un mecanismo que necesariamente conducirá a mudar la situación actual  como es de la paridad.  La otra cuestión que apuntaba Tamisquerche de que quienes estamos en esta “guerra”  somos varones divorciados de una determinada edad, tengo que decir que acierta más o menos en la edad, pero no en lo divorciados que ni es mi caso ni el de algunos más de los que aquí participamos y por supuesto no conozco la situación civil de todos los que aquí escribimos. 

37 comentarios:

  1. Anónimo9:35 p. m.

    Al hablar de varones divorciados de mediana edad estaba estableciendo un perfil medio. Naturalmente que no todas las personas que participan en este blog son varones divorciados de mediana edad, pero sí me atrevería a decir que es un colectivo con mayor presencia que otros. De igual manera intuyo que muchas de las personsa que habitualmente escriben en este lugar son o proceden de la izquierda. De la izquierda sociológica, quiero decir, no de la izquierda real...
    Sería interesante que los que aquí escriben nos contasen algo de su perfil, porque podría aclarar o desechar algunas hipótesis.

    Tamisquerche

    ResponderEliminar
  2. Anónimo2:29 a. m.

    Me gustaría que me contestaran dos preguntas si son tan amables.

    ¿Cuál es su opinión acerca del permiso de paternidad propio?

    ¿Usaríais un anticonceptivo hormonal masculino?

    Kxll

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:18 p. m.

      Hola:

      Puedes especificar o explicar exactamente "permiso de paternidad propio"?

      A la segunda pregunta, yo contesto personalmente, y rotundamente que si. Así como mi padre se hizo la esterilización despues de terme a mi y a mis hermanos. No veo el problema.

      Gracias

      Eliminar
  3. Si hay dos condones que van bien el masculino y el femenino yo no me metería en más jardines.

    En relación con el permiso de paternidad te diré que sí y de la misma duración que para la madre.

    Pero también debo recordarte que el año pasado se aprobó una mínima ampliación del mismo que quedó sin efecto a la hora de aprobar los presupuestos generales del Estado y como siempre ocurre el feminismo institucional, incluidas Leire Pajín y Bibiana Aído, no dijeron ni pío.

    Añadir que siempre que se hagan planteamientos de este tipo una debe estar preparada para que le digan que no basta con pedir igualdad en los deberes, también en los derechos, por ejemplo, que tal si somos iguales ante la ley a todos los efectos, y pedimos la desaparición de los organismos que con presupuesto de todos sólo atienden a la población femenina...

    ResponderEliminar
  4. Soy cincuentón y procedo de la izquierda. No estoy divorciado, ni siquiera casado pero si arrejuntado y reproducido. En cuanto a lo de la dificultad de “afiliación”, pienso que es un tema complejo y poco estudiado. No es descartable que los genes y nuestro instinto de protección tengan algo que ver en este asunto, lo cual es una mala noticia, pues ante los genes hay poco que hacer salvo modular algunas de sus consecuencias. Es importante recordar que las verdaderas responsables de la cultura “patriarcal y machista” son las mujeres. Ellas son las principales educadoras y transmisoras de cultura y en cada acto de transmisión introducen algo de su propia cosecha, y así se entiende que siempre ha habido normas sociales de protección para la mujer. Lo de la diferente valoración legal de la violencia entre hombre y mujer no es un invento nuevo baste recordar lo de “manos blancas no ofenden” o lo de que los niños no pegan a las niñas (las niñas si pueden y si le respondes la cagas sin necesidad de leyes de género ni nada), etc. El recurso al cónclave machista que hace miles de años creó el machismo para someter a las mujeres es falaz y ridículo: si hubiera algo de cierto habría que dar a esos antiguos patriarcas el premio Nóbel de sociología por haber logrado crear un sistema social que perdura inmutable a lo largo de los milenios y eso a pesar de los cambios históricos y de los grandes esfuerzos que se hacen para combatirlo. ¡Ni siquiera los varones actuales son capaces de enmendar a sus antepasados!. Volviendo a la dificultad de “afiliación”(a la causa) de los hombres me gustaría recordaros que tampoco las mujeres nos aventajan tanto: su presencia y participación en todo tipo de organizaciones es y ha sido ridícula y no habrían hecho gran cosa de no contar con la ayuda de los hombres que creen o creímos en sus buenas intenciones. Como ejemplo de lo que consiguen solas tenemos el gran éxito del partido feminista de Lidia Falcón. Tampoco se ve que en sus manis se junten cantidades ingentes de mujeres: la razón es que la mayoría de las mujeres NO SON FEMNISTAS. Otra cosa es que comulguen con algunas de sus ideas igual que muchos hombres. Lo que si vemos son miles de colectivos, vamos, que hay más asociaciones de feminazas que individuas integrantes de las mismas. Otro aspecto importante es el riesgo real que sufrimos unos y otras en situaciones peligrosas como por ejemplo en situaciones de clandestinidad: hasta las etarras que detenían, hasta no hace mucho, se libraban frecuentemente de la cárcel por el sencillo método de declararse novias ignorantes de lo que sucedía. Lo mismo ocurre en la mafia (sería interesante rescatar un informe semanal /noche temática que RTVE emitió sobre las mujeres de la mafia). También es importante la diferente disponibilidad de tiempo y recursos por “género”: las sufragistas eran unas señoras bien con todo el tiempo del mundo mientras sus maridos trabajaban y les “sufragiaban” sus gastos sin poder ocuparse en nada más. Por supuesto tambien influyen las diferencias cognitivas: las mujeres no están tan presas de la necesidad de coherencia lógica en sus razonamientos y argumentaciones como los hombres y en cambio son más dependientes de campo, de lo que hagan y digan los demás, sobre todo las demás de su entorno. En fin, este tema da para mucho así que voy a cortar ya.

    ResponderEliminar
  5. Para Kxll:
    El permiso de maternidad tal como se viene uttilizando es otro ejemplo de abuso y fraude de ley. Veamos: si la baja maternal es para recuperarse la madre no tiene sentido que pueda transferirla al padre igual que no puedo trasferir a mi mujer parte de mi baja por gripe pues a mi me dan flojitas y puedo trabajar...En cambio si es por necesidad de cuidados para la criatura, la baja se debe obtener en igualdad de condiciones para padre y madre. Claro que si nos dan una específica para hombres pues cojonudo. Puedo coger la mía y la parte que me transfiera mi mujer...
    En cuanto a lo de usar anticonceptivos hormonales yo pregunto ¿por que ha de ser hormaonal? El hecho de que las mujeres hayan entrado al trapo de las multinacionales con las píldoras no significa que los hombres tengamos que hacer lo mismo. Toda la historia de la revolución sexual de las mujeres a partir de la aparcición de los anticonceptivos no es más que un cuento chino. Le recuerdo que el método anticonceptivo de referencia,el más utilizado y recomendado por médicos e incluso por grupos feministas existe desde hace mucho, desde mucho antes de la famosa revolución sexual y se llama preservativo

    ResponderEliminar
  6. Recojo la amable invitación de Tamisquerche. Creo que en tu post hay algo de cierto, pero requiere algunos matices. Personalmente, no me ajusto a ese perfil medio. Soy padre de familia (he cumplido mi 20 aniversario de matrimonio), tengo un hijo y una hija para los que deseo una sociedad que no les discrimine por razones de procedencia social, creencias o sexo (entre otros tipos de discriminación a los que puedan ser sometidos en el futuro según lo dictamine la corrección política que les toque vivir). Mi interés por los llamados temas de género se debe a que a finales de los 80 y principios de los 90 residí en EE.UU, en pleno éxtasis de la corrección política, cuando series como Doctor en Alaska (Northern Exposure) propagaban las bondades del radicalismo de género y las indudables ventajas del estructuralismo, entronizando el relativismo en todas las esquinas universitarias (tu interesante exposición sobre la evolución del feminismo señala la contracción de nuestros progres abrazando consignas de genuina procedencia yankee). Debo añadir que antes de mi toma de conciencia ante lo grotesco de la corrección política (inspirada en el pensamiento de izquierdas), era, sociológicamente, de “izquierdas”.

    Durante años me olvidé del tema, pensé que todo aquello eran luchas entre los academicistas universitarios de allí. Pero hace unos siete años, con la llegada de nuestro presidente rojo y feminista, empecé a sentir una especie de deja vu. El discurso de las feministas de cuota de su gobierno era una regurgitación masiva de la corrección política americana de los 80 y 90, eso si, sin las divertidas sutilezas de Doctor en Alaska. Por cierto, durante este periodo de tiempo, tanto en EE.UU como en los países nórdicos ha surgido un vocal movimiento masculinista como reacción a aquellos excesos (el comisario Lorente les llama "neomachistas").

    En cuanto a mi perfil ideológico, me considero liberal en el sentido tradicional (la Ilustración y todo eso) del término y lo que en EE.UU llamarían votante independiente (que no de centro). Todo esto, con muchos matices, ya que creo que el estado debe intervenir (moderadamente) en algunos temas y que simplemente “dejar hacer” (a los especuladores, por ejemplo) puede ser tan distópico como la obsesión por el igualitarismo en todo y a cualquier coste.

    Dicho esto, si comparto contigo que de cara a los medios, el perfil medio del hombre que sale debatiendo de estos temas es el que señalas, divorciado y de una determinada edad. Curiosamente, al otro lado de la mesa suele haber también una mujer divorciada, para la que la ideología de género supone un bálsamo que fortalece sus rencores hacia lo masculino. Y así, el debate secuestrado por estos dos extremos, sirve de carnaza en los programas de telebasura. Todavía recuerdo un “debate” hace tiempo en La Noria. Lidia Falcón y un tío que decía representar a una Asociación de defensa del Hombre se dijeron de todo menos bonito. Eso si, el “moderador” ya sabemos por quién tomó parte. Creo que hasta al pobre desgraciado terminaron llamándole maltratador.

    El hecho de que en esta bitácora participen persona que sean o procedan de la izquierda sociológica me parece interesante. Muchos de los columnistas que están empezando a escribir rebelándose contra la corrección de género tienen el mismo perfil, lo cual quizás les haga más leíbles para los que se autodenominan “progres”. En cualquier caso, creo que hemos llegado al consenso en nuestro intercambio de ideas que la ideología de género forma parte ya de todo tipo de sociologías… es la Sociología del momento.

    ResponderEliminar
  7. Aparte del permiso de paternidad propio, sería interesante acompañar el nacimienro de un hijo de un certificado de paternidad, tal y como reivindica el Informe Farrell que ya hemos comentado, dadas las resposabilidades juridicas, economicas y penales que pueden derivarse en el futuro, sobre todo en situaciones de separación y divorcio contenciosos.

    Lo de una píldora masculina, Arturo, también nos aportaría alguna ventaja. Hasta ahora, la mujer puede elegir ser madre a pesar de que su pareja no desea ser padre "olvidándose" de tomar la píldora...o manipulando adecuadamente los condones. Una píldora masculina quizás nos permitiese controlar mejor ese tema, aunque también entiendo tus reticencias. Es igual que el intento de la industria de la belleza porque empecemos a usar cremas caras porque nosotros también lo valemos.

    ResponderEliminar
  8. Anónimo3:58 p. m.

    Veo que mi hipótesis sobre el estado civil de los que combaten el feminismo -por lo menos en este blog- no se confirma. En cambio, la edad media de los que aquí participan por parte masculina sí viene a coincidir con la que había sospechado. Igualmente la tendencia ideológica dominante parece ser la de personas afines a la izquierda. Naturalmente que me refiero a la izquierda sociológica, la de aquellas personas cuyo sistema de valores, cuya idea sobre la justicia social, casa con lo que se supone propio de la izquierda. No hablo, por tanto, de la izquierda real, la representada por los partidos y asociaciones que se reclaman de tal doctrina, que eso es ya otra cosa... Esto es interesante, porque dentro de la guerra de propaganda desatada por el feminismo español contra lo que llaman "neomachistas" está la de considerarnos como personas muy conservadoras, afines a los sectores más tradicionales del catolicismo, pero que salvo los grupos provida sospecho que no es verdad. En este caso estamos ante una estrategia que ya es vieja entre la izquierda, consistente en catalogar como "agentes de la CIA" y "contrarrevolucionarios" a todos aquellos que no dicen amén a los dogmas del grupo en el poder.

    En mi caso soy también cincuentón, y procedo de la izquierda. Y -mea culpa- de sectores afines al feminismo...

    ResponderEliminar
  9. Anónimo4:06 p. m.

    He olvidado firmar mi último escrito, aquel donde decía que "En mi caso soy también cincuentón, y procedo de la izquierda. Y -mea culpa- de sectores afines al feminismo..."

    Tamisquerche

    ResponderEliminar
  10. Anónimo4:44 p. m.

    Ok.Entonces parece que para este régimen de edad , confirmado no gusta el método hormonal masculino.En realidad existe pero no lo comercializan porque temen que los varones no lo compren.Es una lástima.Parece que la responsabilidad reproductora solo es de la mujer.Es cierto que existe el preservativo (por cierto el preservativo femenino ha sido un completo fracaso aunque no sé porqué para mí es mejor ), pero es mucho mejor el doble método.Sobre todo para la gente joven que no nos podemos permitir riesgos.El hormonal es más seguro .No sé porque las mujeres toman píldora y los hombres no.

    En cuanto a baja paternal .Si la madre se encuentra mal ¿quién dejaría sola a una persona con depresión (la depresión post parto es eso deprsión ni más ni menos) , y estado post operatorio (si no os parece bn la píldora másculina imaginaos un corte en vuestro perineo hecho porque es el protocolo del hospital)?Si la madre está mala , esta mala.No se ponen enfermos a trabajar.Un recién nacido es muy absorbente.Sería muy necesaria la presencia del padre.Además lo que tienen las madres como tiempo de recuperación es la cuarentena.No 5 meses.Así que no hay ninguna pega siempre que la madre esté dispuesta a dejar su leche en que el padre tome parte del permiso.También existen las excedencias más adelante (aunque parezca mentira con 4-5 meses los peques no se van de casa).

    Por otro lado lo "normal" es que las personas estén sanas hasta que enfermen.Vamos que ni el embarazo ni el parto son enfermedades.Muchas mujeres se encuentran bien pronto.

    Es que me hace mucha gracia .Se quejan (los divorciados) de que les consideren menos que las madres para cuidar a sus hijo.¿Es que no se dieron cuenta cuando nacieron sus hijos e hijas que en casi todo los libros de crianza era invisible y si salía era para proporcionar apoyo ¡a la madre!

    Así en el divorcio también le mandan que solo le proporcione apoyo(económico) a la madre.

    Emilio ¿conoces el ppiina?Si.Fue muy triste que retirasen la ley .Al menos ya hay 15 días.Por cierto el PPIINA organizó un congreso sobre el permiso de paternidad igual e intransferible , estuve y el 80 % de los asistentes eran mujeres (impresión mía) y declaradas feministas (no del PSOE).Creo que sin un permiso de paternidad no es posible la custodia compartida.La paternidad y maternidad compartida ha de darse desde el inicio o no se dará.

    Kxll
    Kxll

    ResponderEliminar
  11. Anónimo6:01 p. m.

    Durante los últimos años de la dictadura militar argentina se hicieron famosas las conocidas como "Las madres de mayo", aquellas mujeres que se reunían públicamente para demandar respuesta al gobierno acerca del paradero de sus parientes desaparecidos. Ahora, varias décadas después, tenemos un movimiento parecido en Cuba, donde las llamadas "Damas de blanco" luchan públicamente por la libertad de sus parientes encarcelados por el régimen cubano. En principio el gobierno militar argentino, compuesto por individuos presumiblemente afines a los sectores más conservadores del tradicionalismo católico, debería comportarse de forma muy distinta al gobierno cubano, que profesa un feminismo marxista al estilo de lo que predicaban los manuales de la editorial Progreso de Moscú, y con discursos del tipo: "el papel de la mujer en la revolución, bla, bla, bla...". Sin embargo, aquellos militares argentinos, que no dudaron en hacer desaparecer a muchos opositores (la mayor parte de ellos varones), o a los que no les importó embarcarse en la guerra de las Malvinas, no fueron capaces de arremeter contra unas mujeres indefensas que día tras día se reunían en aquella plaza de Buenos Aires. Con los cubanos pasa algo similar, pues los mismos que no tuvieron compasión alguna con los por ellos fusilados; los mismos que han implantado en su país un estado policial, no proceden ahora con igual rigor contra unas mujeres que están denunciando las miserias del Régimen. La pregunta que habría que hacerle a esos dos gobiernos es ¿por qué no reprimieron o no reprimen con mayor contundencia a estas opositoras? La respuesta es obvia. Porque con independencia de la ideología existe un tabú en nuestro software genético que bloquea el desencadenamiento de la violencia contra personas del sexo opuesto, y especialmente si se trata de la agresividad de los machos hacia las hembras. Incluso cuando el propio gobierno cubano ha hostigado a las "Damas de blanco" lo ha hecho a través de la llamada "Federación de mujeres cubanas"; es decir, no ha recurrido a su propia policía masculina, sino que ha delegado el trabajo sucio en otras mujeres, solventando así la asimetría sexual del contencioso. Y en cuanto a ellas, habría que preguntarles ¿por qué sólo hay mujeres en esos colectivos? Naturalmente que la respuesta es que en situaciones de represión extrema, la presencia masculina en una protesta de este tipo sería un acto suicida, mientras que si hay una participación exclusivamente femenina se adquiere con ello una relativa inmunidad frente al represor. Ellas, las Madres de mayo, y las Damas de blanco, saben que al ser mujeres se reduce la posibilidad de ser apaleadas, o al menos se consigue ser menos apaleadas que si fuesen varones.
    Todo esto viene a cuento de lo que planteaba el otro día sobre la interacción que hay entre lucha política y sexualidad, así como de la existencia de unos códigos de conducta no escritos que nos llevan a comportarnos de forma desigual ante los sexos, por muy enconada que sea la lucha política. El gran acierto de la ideología de género ha sido presentar como "guerra de sexos" lo que en realidad no lo es. Porque aquí no estamos ante una revuelta espontánea de las "marujas", hartas ya de tanta "dominación patriarcalista", sino ante un feminismo institucional cuyo único objetivo es redefinir los modelos familiares para hacerlos más acordes con las necesidades del sistema productivo que viene. Mientras ese reajuste se presente con look femenino la posibilidad de toda disidencia (masculina) está prácticamente anulada por ley biológica. En ese sentido la estrategia del poder no ha sido la más primitiva de vestirse de militar, y dar tiros, sino la mucho más inteligente de adoptar el rol de "Madres de la plaza de mayo" o "Damas de blanco". Pisotearnos, y luego decir que fuimos nosotros los que molestamos a la señorita...

    Tamisquerche

    ResponderEliminar
  12. Temisquerche, ya sabes la frase que se atribuye a Churchill (siempre se les atribuye a él): "Quién no es de izquierdas a los 20 años no tienen corazón, quien sigue siéndolo a los 40, no tiene cerebro". Que conste que no la asumo en su literalidad, para que nadie se sienta ofendido.

    En cuanto a tu tránsito del feminismo a una posición crítica hacia la ideología de género, creo que también es algo que se da con frecuencia. Hace poco aquí hablamos del informe Farrell, escritor masculinista en EE.UU que en los años 70 militó en el feminismo más radical (del que beben en España asociaciones como AHIGE).

    ResponderEliminar
  13. Kxll, matizarte que efectivamente la píldora hormonal masculina podría comercializarse en cualquier momento, pero el temor no es a que los varones no la compren, si no las reticencias de los lobbies feministas a transferir parte del poder reproductivo al varón. ¿Te imaginas una situación en la que una mujer reclame manutención a un hombre al que asigna como padre y este pueda alegar que eso es imposible ya que toma la píldora?. También se evitarían muchos embarazos interesados y "accidentales". Yo, desde luego, si fuera joven, soltero y mantuviera relaciones sexuales frecuentes, conociendo el percal actual, sería ávido usuario de esa píldora, a pesar, de que como la femenina, parece que tiene algún efecto secundario. Pero qué es eso si me proporciona tranquilidad en la mente y la cartera.

    Y dime, ¿qué opinas de garantizar la paternidad de un recién nacido a través de test de ADN? ¿Si se demuestra que ese niño procede de otro padre (parece ser que esto se da en un porcentaje relativamente elevado, he llegado a leer que hasta en un 30%), el progenitor engañado quede redimido de su manutención?.

    Las mujeres pueden tener un hijo o no tenerlo. De estas decisiones el padre queda excluido, tanto si desea ser padre como si no. Si no quiere ser padre, ella puede llevar a término el embarazo y obligarle legalmente a pagar una manutención (en un caso reciente en UK o EE.UU ha sido obligado incluso a pesar de que no era el padre biológico, creo que lo hemos comentado aquí). Si quiere ser padre y ella prefiere abortar, se se fastidia igualmente. Ya se, el famoso "nosotras parimos, nosotras decidimos"... pues de eso se trata, de que nosotros también podamos decidir y tanto la píldora masculina, a la que se opone el feminismo, como el certificado de paternidad, que apenas se menciona en ningún debate sobre el tema, nos ayudaría a equilibrar la balanza.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me lo pregunto a mí pero opino que debería ser un derecho legítimo del hombre, si renuncia ya es su decisión, para ello se debe quitar muchos tabúes y mitos.
      Como: Asociación a la infidelidad, y por ende, desconfianza hacia la mujer. Es contraproducente porque en esto se escudan para embadurnar este, utópico, derecho de romanticismo y cursilería.
      "Es un insulto... que te pidan ello".
      Se debe plantear el tema desde un punto de "equidad" legal. Nosotras por biología, tenemos plena certeza de nuestra maternidad, salvo suplantación del recién nacido pero ello afecta al hombre por igual, y ustedes como hombres no, sería coherente, con la igualdad, que mediante una prueba de ADN que les otorgue las misma certeza que tenemos las mujeres de nuestra filiación.
      Si fuera así, por ley, creo que pocos se arriesgarían a imputar un hijo que dudan quien es el padre, o de plano saben que no es de hombre que dicen.
      Sabrían que pueden ser desenmascaradas con una simple prueba de ADN.
      Otro punto es el costo de estas pruebas es sabido que, generalmente, es muy costosa e incluso rebasa el SMV en algunos países. Una política pública sería útil para solucionar este problema.
      Sigue el principio de "interés superior del niño". En este caso derecho a su identidad, y saber quiénes son sus padres.




      Eliminar
  14. Kxll, qué opinas de la siguiente cita de Alain Touraine en el libro, El mundo de las mujeres:

    “Hay que añadir que en ningún caso cabe considerar accesible la igualdad perfecta entre hombres y mujeres, siquiera suponiendo que las actuales diferencias de remuneración y de carrera llegaran a suprimirse. Las mujeres son conscientes de que mantienen una relación privilegiada con los hijos, cuya existencia les confiere un poder al que renunciarían por nada del mundo, aunque los hombres compartieran las tareas de la casa con ellas, incluyendo el cuidado de los niños.” (pág. 139)

    ResponderEliminar
  15. Alain Touraine desde luego que no puede considerarse un pensador neomachista, su cercanía a las posiciones feministas es notoria, lo cual no es incompatible con la honestidad intelectual, como demuestra la cita.

    ResponderEliminar
  16. Por cierto Plutarco, tu penúltimo comentario se quedó enganchado como spam y por eso no se publicó antes. Tengo que ver si existe alguna posibilidad de corregir ese problema de blogger

    ResponderEliminar
  17. Anónimo9:33 p. m.

    Por cierto, y al margen de lo que ahora comentamos. Las feministas que parecían estar aletargadas por las bombas de la guerra de Libia parece que han despertado... Vayan a la prensa de hoy, y sigan el linchamiento de Salvador Sostres, por machista, claro está...

    Tamisquerche

    ResponderEliminar
  18. Tamisquerche, no estoy de acuerdo con lo que este señor dijo en relación con el asesinato de esa chica y de ninguna de las maneras albergaría en este blog ideas parecidas. En este bitácora ese tipo de posiciones no tienen ninguna cabida. Espero que todos tengamos esto muy claro.

    ResponderEliminar
  19. Anónimo11:55 p. m.

    Emilio. La libertad de expresión empieza por la de aquellos que piensan de forma diferente a la de uno, al margen de que podamos coincidir o no con ellos. En este caso la caza de brujas se ha centrado hoy en la figura de Salvador Sostres. Mañana podría ser dirigida contra los blogs que, a juicio de las inquisidoras de género, hagan apología del "machismo"...

    Tamisquerche

    ResponderEliminar
  20. La cifra que da Plutarco de un 30% de hijoa no propios me parece algo exagerada. Las que he visto yo andaban en torno al 20%, pero lo que si os puedo contar es que una prima de mi compalera que hace unporrón de años, cuando empezaba la técnica del PCR que permitió los actuales avances en genéticc, os decía que en esos tiempos ella estaba investigando en genética en un importante hospital español y nos comentó que habían encontrado que un 17% de los hijos no eran de su padre (en ese momento y en ese hospital) (y un 5% ni de su padre ni de su madre: pero eso es otro tema, estos son errores al en tragar el niño a la madre que ya no ocurren)Ese dato no se publicó en ese momento pues no era el objeto de la investigación si no un resultado que se encontraron inesperado. Vamos, que el 20% es una cifra razonble pero muy alta (1 de cada 5 niños no es de su padre) Y luego acusan a los hombres de pendones: "unos llevan la fama y otros cardan la lana..."

    ResponderEliminar
  21. Arturo, al mencionar el 30% no lo he dicho categóricamente, creo que lo leí en uno de esos periódicos gratuitos, en cualquier caso el 20% que mencionas también es elevado y justificaría la certificación de paternidad de los recién nacidos.

    En cuanto a lo Sostres, creo que las feministas salivan cada vez que habla, es el típico trapo rojo que les sirve para desviar la atención y propagar la imagen intolerante del hombre que se ve atacado en sus privilegios y bla, bla, bla. Son blogs como este, que desde los hechos, la razón y alejado de la emocionalidad, refutan la ideología de género los que realmente sacan de quicio a comisarios políticos como Lorente. Me uno a la repulsa a las salidas de tono de ese señor. Os invito a poner en youtube Lidia Falcón y Sostres, les veréis debatiendo y os costará discernir quién dice más barbaridades.

    Curiosamente, el mismo periódico de Sostres dio cabida el domingo pasado a Lidia falcón, en una entrevista llena de perlas como la de que debería estar prohibido casarse antes de los cuarenta. Este es el artículo:

    http://www.youkioske.com/prensa-espanola/magazine-el-mundo-03-abril-2011/

    ResponderEliminar
  22. Anónimo10:12 a. m.

    ¿Seguro que el feminismo de la igualdad no apoya la píldora masculina?

    No es eso.Es que no confiamos en vosotros porque la imagen típica de hombre es de irresponsable odia-bebes , odia-compromisos , sátiro y super influenciado por sus amistades.Encima todas las campañas reproductivas van hacia nosotras.

    http://www.elamaule.cl/admin/render/noticia/22602

    ResponderEliminar
  23. Anónimo10:16 a. m.

    http://anticonceptivos.sobresexualidad.com/pildora-masculina.html

    Una vez más pensar que los hombres son de marte y las mujeres de venus da también problemas a los varones.

    ResponderEliminar
  24. No sé si es que he perdido un poco el hilo pero estos dos últimos comentarios de anónimo o anónima aunque aportan unos enlaces con información me dejan un poco descolocado, porque sólo como broma me parece que se ofrezca como argumento la misandria de los hombres odia-bebés y cosas por el estilo.

    A Tamisquerche decirle que esa caza de brujas lleva mucho tiempo en marcha y que comentarios como los de Sostres lo que consiguen es suministrarles la munición que en el plano del debate de ideas no consiguen porque ahí es donde aparecen desveladas.

    A Kxll, decirle que ya que nosotros cumplimos con su petición de respuesta a unas preguntas, no debe escaquearse de las que ahora se le demandan a ella.

    ResponderEliminar
  25. Para anónimo o anónima, las diferencias constitucionales, morfológicas y psicológicas entre hombres y mujeres no son un problema de los varones. Simplemente, son producto de 500.000 años de evolución en los que no se nos ha dado ni voz ni voto para decidir quién debía tener más fortaleza física o quién debía ser más sensible al lloro de una cría desprotegida. Genética, hormonas y memes culturales hace que no seamos una tabla rasa al nacer que pueda ser moldeada conforme lo dicten las utopías más delirantes.
    Si pones en google “male pill and feminism” podrás acceder a interesantes discusiones y documentos que indican por qué el feminismo de la igualdad (oximoron como Sostres y ilustre pensador) se opone con garras y dientes, al mismo tiempo que ni quiere oír hablar de la certificación de la paternidad en el nacimiento a través de test de ADN. Para muestra, este enlace, que puedes pasar por un traductor si no dominas la lengua inglesa:
    http://www.antifeministtech.info/2011/04/the-male-birth-control-pill/

    En cualquier caso el feminismo de la igualdad, de la diferencia o el que promueve la castración masiva del varón en su nacimiento ya se ha pronunciado ampliamente sobre estos temas y como alguien ha señalado promueve el uso del venerable condón. Acordemonos del famoso “póntelo, pónselo” impulsado por el feminismo ¿del PSOE? ¿le ponemos esa etiqueta.

    Además, te tranquilizo que cualquier freno inicial masculino a su uso, sería ampliamente compensado por generosas y hábiles campañas de mktg por parte de las compañías farmacéuticas, si logran vencer las reticencias de los lobbys feministas. Ya me imagino un anuncio tipo AXE, con una tía buenorra diciéndole al maromo de turno; “que sexy estás cuando tomas PillMAN” (por cierto, considerarían las feministas de la igualdad sexista un anuncio así?. O en una de esas comedietas de la tele, pongamos Aida, en la que el Luismi liga un montón…porque toma PillMAN. Sería un chorro de dinero para las farmacéuticas y más si logran que el estado del bienestar las recete.

    Al igual que Emilio, sigo interesado en las respuestas que nos pueda dar Kxll a las preguntas planteadas.

    ResponderEliminar
  26. Anónimo6:25 p. m.

    He respondido , pero mi pc está muy mal y no se ha publicado.

    Sobre el libro.

    No entiendo como pueden dos personas cuidar equitativamente a un niño o a una niña y tener uno de los dos privilegio sobre la otra.No tiene sentido .El cariño no se gana por haber gestado y parido sino por como le has tratado.

    Si es cierto que somos TAN diferentes Plutarco le estas dando argumentos a hembristas y machistas para por ejemplo defender por ejemplo que las personas macho son mucho más violentos y opresivos que la personas hembras.O que las personas hembra no están capacitadas para trabajar porque genéticamente solo piensa en bebés.

    Yo pienso que cada persona es un mundo y que aunque no seamos una tabula rasa la educación es un mundo.Incluso se está descubriendo que el ambiente puede cambiar los genes.Epigenética.

    Me parece muy bien que se metan con Sortres .Si se defendiera a Valerie Solanas autora de SCUM ¡no te enfadarías?Es igual:

    Kxll.

    ResponderEliminar
  27. Anónimo6:34 p. m.

    orcierto en la universidad me dijeron que eran un 10 POR CIENTO de descendientes.

    Lo cierto es que no creo que las feministas no quieran la pildora masculina.Lo que pasa es que las mujeres no se fian de los hombres.Porque el estereotipo masculino es de tio irresponsable.

    El condon es por supuesto mejor aunque también hay varones que se quejan de tener que ponerselo porque dicen que les quita sensibilidad.Ojala salga pronto al mercado.Por cierto el preservativo femenino ha sido un fracaso.Lo he probado y me gusta .¿Me queda alguna pregunta?

    Kxll

    Que rabia , he perdido tiempo para que no aprecieran los mentarios.

    ResponderEliminar
  28. Anónimo6:38 p. m.

    La vasectomía es mas facil que la ligadura de trompas y sin embargo es mas popular esta ultima .No se , creo que el mundo ve la reproduccion como cosa de mujeres.



    Kxll

    ResponderEliminar
  29. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  30. Kxll, son más bien las feministas las que tratan de preservar el control sobre como se reproduce la raza humana. Cuando se habla de derechos reproductivos, fundamentalmente se refieren a los de las mujeres. La cita de Emilio a Alain Touraine, reconocido feminista, es una lúcida manifestación de lo que mantengo.

    Creo que has respondido parcialmente a los pensamientos que te inspira esa cita, ¿qué opinas, te pregunto de nuevo, a que se garantice, mediante pruebas de ADN, que el hijo recién nacido es del padre que dice la madre que es?.

    PS He indagado un poco más en profundidad sobre las cifras relacionadas en este tema googleando "unkown father" (padre desconocido), los porcentajes varían de país en país, la cifra mínima en torno al 10% la máxima se dispara a más del 30%, en cualquier caso, como puse de manifiesto en mi primera mención a la cifra, no la marqué a hierro. Lo cierto es que con estadísticas incluso más volubles se han justificado leyes sexistas que únicamente benefician al entramado de género. "Unkown father" no significa que el porcentaje describa a un padre que mantiene a un hijo que no es un hijo, puede también referirse también a otro tipo de situaciones.

    ResponderEliminar
  31. Kxll, en mi entrada no me he aventurado a definir que seamos TAN diferentes, simplemente he señalado que lo somos. Lo que pasa que hay personas, no sé si tú eres una de ellas, que parece que cualquier diferencia de cualquier tipo nace de la injusticia. La evolución no es justa ni injusta, simplemente refuerza la existencia de aquellas especies que se van adaptando al medio y sus cambios, y no cabe duda que la especie humana, formada por hombres y mujeres, ha tenido un indudable éxito evolutivo. Reconocer que la testosterona y la agresividad del macho nos ha hecho salir de las cuevas y expandirnos por el mundo no rechaza que los memes culturales, que modulan nuestros instintos, hayan atemperado la violencia ni prejuzga una naturaleza masculina necesariamente opresiva, concepto, el de la opresión, sujeto a debate (por ejemplo, muchas naciones colonizadoras se han considerado liberadoras más que opresoras). Reconocer el indudable valor de la hembra en la crianza, sobre todo entre los 0-3 años, como atestiguan pediatras de todo signo ideológico, no significa que estén incapacitadas para trabajar, y es algo que nadie sostiene hoy. La multinacional norteamericana en la que trabajé durante años desde luego se cuidaba muy mucho de que la maternidad no menoscabase el desarrollo profesional de ninguna mujer, siendo una de mis compañeras de promoción, con el tiempo, presidenta en España de esa multinacional.

    Quizás más que esperar a la evolución genética suprima al gen Y, que lleva mucho tiempo (se estima que nos 10 millones de años) e impacientaría a las feministas de la igualdad, en el desarrollo fetal del embrión femenino podemos aumentar su proporción de andrógenos y lograr una mayor presencia femenina en los trabajos que ahora se cobran un 90 de víctimas masculinas, por ello de que son más arriesgados y la mayor presencia de andrógenos fomenta asumir riesgos. A los embriones varones, podemos someterles a una sopa de estrógenos, y lograríamos que nacieran con una mayor empatía hacia el cuidado de las crías, haciéndoles así unas cuidadoras excelentes en las guarderías. Entiéndase el sarcasmo del párrafo precedente.

    Pensar cambiando el ambiente o la realidad externa podemos cambiar la realidad de cada persona, haciéndola más “solidaria”, más “amante de su país”, o más “igual” ha sido el pasamiento base de las tiranías más demenciales. Igual que primarlo todo a una eugenesia genética ha servido de justificación a todo tipo de holocaustos. La plasticidad de la naturaleza humana no es infinita.
    Cambiando de tercio, el feminismo de la igualdad de los países ricos occidentales entra muchas veces en discusiones bizantinas, mientras tiende a olvidarse, por ejemplo que en China y la India el aborto de niñas es rampante, la explotación de la mujer para confeccionar sus ropas de lujo y no tan lujo se produce de manera sistemática, o el burka campa a sus anchas en muchas civilizaciones de las que hemos querido ser aliados. ¿Para cuándo un boicot femenino a ciertas cadena de moda que logran precios bajos en base al trabajo semi esclavo de otras mujeres?

    Por cierto, ¿qué opinión te merecen las mujeres que optan por la maternidad y renuncian a trabajar fuera de casa?.

    ResponderEliminar
  32. Anónimo8:43 p. m.

    Me parecen genial las pruebas de ADN. SI la mujer es inocente ¿de que tiene que preocuparse?

    Las mujeres que se quedan en casa .Pues que si luego hay divorcio traen muchos problemas.Si los matrimonios duraran toda la vida no habría problema pero como no es así me parece un error.Luego el marido ha de mantenrlas practicamente toda su vida.

    Kxll

    ResponderEliminar
  33. Anónimo8:49 p. m.

    Pues si están esas diferencias ...¿no es mejor que los hijos estén con la madre?¿No tiene mayor empatía?¿En que quedamos?

    Los hombres también están preparados para ser maternales.

    Lo que me jode es que parezca que nadie tiene libre albedrio.

    Kxll

    ResponderEliminar
  34. Anónimo8:55 p. m.

    Fundamentos científicos

    http://www.bebesymas.com/noticias/los-papas-tambien-segregan-oxitocina
    http://www.alphagalileo.org/ViewItem.aspx?ItemId=83303&CultureCode=en

    ResponderEliminar
  35. Kxll, me alegra constatar que por lo menos no llamas marujonas a las mujeres que optan por la realizar exclusivamente las llamadas labores domesticas. Lidia Falcón, por ejemplo, aboga por prohibir que la mujer se case antes de los 40 años. Las pruebas de ADN, obligatorias en todos los nacimientos, independientemente del sentimiento de culpabilidad de la madre, en caso de ser indicar la no paternidad del recién nacido deberían conllevar su derecho a no reconocerlo, si así lo desea, y quedar eximido de su manutención. ¿Estarías de acuerdo?.

    Hay que distinguir entre educación y crianza. El descubrimiento de que los hombres también segregamos oxitocina cuando nace un bebe indudablemente nos capacita para participar en su crianza. Recordarás que el estudio israelí señala que mientras las mujeres segregan esa oxitocina a través del amamantamiento y el contacto físico con el recién nacido, el hombre lo hace ayudándole a descubrir el mundo y participando en juegos. Es decir, que unos permisos de paternidad y maternidad complementarios indudablemente ayudarían a mejorar la crianza de los recién nacidos, algo que propuse en algún foro feminista, tanto conservador como progresista (las reacciones de las partícipes ya las he descrito en otra entrada). En cuanto a la educación está claro que la ausencia de la figura paterna, sobre todo en la adolescencia, menoscaba los aspectos disciplinarios y de seguimiento de normas (googlea un poquito y verás que hay muchos estudios sobre este tema) . De ahí que todos debamos empezar a señalar la enorme importancia que la custodia compartida tiene en este sentido.

    Como padre que ha participado tanto en la crianza como en la educación de mi hijo e hija debo añadir que efectivamente, mi nivel de oxitocina (felicidad) se ha ido disparando cuando le daba el puré a mi hijo y le enseñaba a usar la cuchara, ayudaba a aprender a andar en bicicleta a mi hija o era testigo de que las notas de ambos se disparaban cuando les he ayudado en sus estudios y deberes.

    Creo profundamente en el libre albedrio y las libertades individuales, de ahí la importancia de que todas las personas, independientemente de su sexo, raza, credo o religión, reciban las mismas oportunidades. Son precisamente los estados que regulan los comportamientos ciudadanos en temas que van desde con que pueden comerciar y a que deben dedicarse para ganarse la vida hasta las relaciones personales entre los sexos los que menos fe tienen en el libro albedrio y más desconfianza demuestran ante la naturaleza humana, que el Estado debe corregir permanentemente. Esos mismos estados frenaron el avance de las ciencias biológicas (en la ex URSS se consideraban estudios antisocilaes) ya que contradecían el dogma de la tabla rasa, que justifica que el Estado pueda moldear la conciencia humana como le dé la gana. Afortunadamente, estudiar las diferencias que provienen de la biología y genética, no nos determina y ayuda a curar, por ejemplo, enfermedades que han sido consideradas endémicas.

    Bueno, me despido unos días de estos interesantes debates, tengo una rica vida personal y lúdica más allá de este blog. Kxll, detrás de muchas de las políticas aparentemente bienintencionadas que tratan de promover la igualdad, se esconde, como alguien ha señalado, el deseo de explotar equitativamente a hombres y mujeres. Te animo a seguir profundizando en estos temas con el mismo ánimo y pasión que pones en tus respuestas.

    Hasta dentro de unos días, seguiré no obstante leyendo las entradas principales del responsable de este blog.

    ResponderEliminar