Twittear

18 octubre, 2012

Esta bitácora y la política


En relación con el debate mantenido sobre las posiciones políticas de algunos de los participantes en esta bitácora quiero  agradecer a todos el tono utilizado. Tengo la impresión de que pueda ser muy positiva la clarificación de las posiciones de cada uno y la idea de que en esta bitácora tenemos cabida todos y todas los que entendemos que la deriva neofeminista no es un juego floral sino algo muy serio a lo que conviene dar una respuesta desde la cultura y la ciencia, también desde la democracia. 

El neofeminismo donde con más fuerza prende y donde con más facilidad crece es en la opacidad y el miedo, por eso es tan importante un espacio como éste, en el que para demostrar de qué estamos hablando a donde hemos ido es a la neurociencia, a la filosofía, al saber y la cultura y lo hacemos desde profundas convicciones democráticas y reivindicando la democracia representativa como el mejor instrumento para avanzar socialmente.

El neofeminismo gustó de acusarnos por haber condenado a las mujeres a la casa y los hijos, pero ahora asistimos a una incansable lucha de su parte porque esa situación permanezca,  aunque para ello hayan de recurrir a un acoso sin tregua a la figura del padre, de quien pretenden que solo  existe a los efectos de denunciar su ausencia, un incumplimiento o una irresponsabilidad. En ese afán  intentan ligar conciliación de vida familiar y laboral exclusivamente con la mujer.  

El neofeminismo nos acusó de utilizar la ciencia no en provecho de todos sino en provecho propio, y de haber separado a las mujeres de su conocimiento y cultivo, pero en su propia ideología se ve que su respeto por la misma es nulo, que los suyo tiene mucho más que ver con el pensamiento mágico que con el racional y que cuando no pueden desmentir los datos y los informes de la ciencia tratan de ocultarla como hacen con todo lo que les molesta.  

El neofeminismo presenta al patriarcado como una sociedad oscura y dictatorial sin reparar en que sus prácticas no son lo democráticas y transparentes que  dicen y de movimiento democrático y de masas han pasado a lobby  y, finalmente, se han convertido  en reinas de la opacidad, la falta de debate y el afán revanchista. Las leyes de género en nuestro país jamás han estado en la contienda electoral y se han impuesto sin deliberación previa y en algunos casos contra todos los informes de las instancias culturales, jurídicas y políticas consultadas.  

El neofeminismo oculta que los frutos de sus políticas son en demasiados casos terribles mostrando un gusto por la censura, el código penal y la opacidad de lo más preocupante. Al neofeminismo le viene mal la publicidad de sus postulados, el debate de sus propuestas y en general los mecanismos democráticos huyendo como del fuego de plantear abiertamente a la sociedad quiénes son y lo que pretenden. Los partidos que se oponen a la custodia compartida debieran declararlo abiertamente en campaña electoral.

Esta deriva neofeminista está haciendo mucho daño: en primer término a los varones, pero también a los niños, en nombre de quien se dice hacer todo y detrás de quien constantemente se parapetan, pero a quienes se utiliza como propiedad y de quien no respetan en absoluto sus derechos. Y como no a las propias mujeres y a la sociedad en su conjunto, de la que por cierto se han desentendido para seguir poder diciendo que si los hombres se dedican a la política o la economía, la ciencia o la filosofía es porque lo que los anima es el deseo de poder y el control de las mujeres. 

En relación con lo que puedan llegar a ser la izquierda o la derecha y a la vista de cómo están de desgastadas esas opciones, que lo que con más claridad generan es desafección, es posible que también desde foros como éste se puedan apuntar ideas en una dirección que supere lo actualmente existente. Porque lo que parece claro es que esta sociedad necesita un buen revolcón. 

36 comentarios:

  1. Los de Ahige me han invitado a la entrega de un premio a Miguel Lorente Acosta de quien se hace una pequeña reseña biográfica sin mencionar que fue Delegado del Gobierno para la violencia de género, cosa que no acabo de entender muy bien dado que sí se destaca que fue Director General de Asistencia Jurídica a Víctimas de Violencia de la Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía, entre 2006 y 2008.

    Hemos hablado algunas veces en esta bitácora del feminismo institucional, para resaltar que en algún otro momento histórico ha habido otro que no lo era, sino que tenía un carácter bien distinto: asambleario y democrático.

    En lo referente a Ahige, a los hombres profeministas, de las organizaciones de hombres que siguen el ideario neofeminista, ni tan siquiera podemos decir eso porque sencillamente no llegaron a conocer esa fase de movimiento asambleario y no se les conoce más historia que la desarrollada al calor de lo oficial.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo11:56 p. m.

      Es una lástima que los de Ahige no hubieran premiado aún a Manuel Avilés, un personajillo que a mí me recuerda mucho a Miguel Lorente, por su capacidad para darse autobombo y medrar convirtiéndose en paladín del neofeminismo. Lo curioso es qu el último suceso que ha protagonizado este individuo (un auténtico especialista en ponerse ante los focos) solo haya sido publicado, al menos por el momento, por el ABC y "Mallorca Diario":

      http://www.mallorcadiario.com/sociedad/manuel-aviles-detenido-por-maltratos-109729.html

      http://www.abc.es/20121020/comunidad-valencia/abcp-detenido-malos-tratos-exjefe-20121020.html

      (Athini Glaucopis)

      Eliminar
  2. Anónimo12:14 p. m.

    ¿Irás?



    Alberto




    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son muchos los motivos por los que no iré, pero como fácilmente supondréis de que naturaleza son me ahorro explicarlos.
      Pero dado que en la convocatoria lo que se dice es:

      “Como cada año desde 2006, el Foro de Hombres por la Igualdad organiza los actos de entrega de su Reconocimiento «Hombre por la Igualdad 2012». Estos actos sirven de ocasión para hacer un nuevo llamamiento específico a los hombres a que se sumen a las movilizaciones contra la violencia machista que culminarán en la celebración el 25 de Noviembre del Día Internacional para la Erradicación de la Violencia hacia las Mujeres.”

      Mi pregunta es: qué hacemos con esta otra violencia:

      http://ccaa.elpais.com/ccaa/2012/10/19/andalucia/1350637736_068560.html

      ¿Nos la saltamos? ¿Consideramos que no es de nuestra incumbencia? ¿Suponemos que por no ser machista no hace daño? ¿Suponemos que si hace daño es machista?

      Sería interesante que alguien de Ahige contestase.

      Eliminar
  3. Esto no es "violencia de género" no, simplemente, estas niñas estaban entrenando a la otra para que en un futuro de adulta, sepa enfrentarse a los malvadísimos varones. Me pregunto si LA responsable del centro -a la sazón directora- en lugar de ser acosadoras, hubiesen sido acosadores ¿la respuesta hubiese sido la misma?, o ya tendríamos otro ejemplo de que la "violencia de género" comienza con el acoso del hombre hacia la mujer desde que son muy jóvenes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uno comienza a ser creíble Manuel cuando predica con el ejemplo, cuando es diligente al dar cuenta de lo suyo y no solo a la hora de la exigencia a los otros, cuando si muestra repugnancia al ver en los otros un cierto comportamiento, esa misma repugnancia manifiesta cuando el comportamiento es propio o de los suyos.

      Pero en el campo que nos ocupa no es solo que se pretenda una verdad poco creíble, sino que se sienten muy cómodos entre la mentira y el falseamiento de la realidad. Dicen, según su ideario, que lo que no se nombra no existe y en eso sí son coherentes, observa que para hablar de esta violencia has tenido que recurrir a una negación, no se trata de "violencia de género", parece como si por eso mismo no fuese importante.

      El año pasado en una fiesta de inicio de curso: un estudiante estuvo a punto de dejar ciego a otro. El caso cobró resonancia en toda España, pero el interés decayó hasta desaparecer cuando todos los caminos conducían a que la autora era eso, autora y no autor, y el castigo ejemplar que se tenía preparado para ese supuesto desapareció a la misma velocidad con la que los indicios apuntaban a una chica.

      Eliminar
    2. Es gravísimo Emilio, la cuestión de la ideologización de los estamentos que son los responsables de la ¿educación? Vivo en Valencia, y aquí el cuerpo docente lo componen en su inmensa mayoría "mujeres", que por supuesto, mayoritariamente tienen sus simpatías ideológicas en la sacrosanta izquierda. Hará menos de un mes, en una manifestación por los "recortes", de estas profesoras -lo comento así porque como digo son mayoría- las banderas republicanas, de IU, Bloc, Compromis, CCOO, UGT..era lo que llamaba la atención, y a la vez, no tienen ningún incoveniente en llevar y utilizar en estas manifestaciones a niños, vestidos con unas determinadas camisetas y pancartas.

      A mi me resulta cada vez más detestable la actitud de victimismo y manipulación que muchas mujeres, desde sus estamentos de influencia ejercen y que cuando cuestionas la perversamente denominada "violencia de género", prácticamente te conviertes en un proscrito

      Eliminar
    3. Cuando tenía 14 años mi hija padeció el acoso de su supuesta mejor amiga, que difundió rumores y aislaron a mi hija del resto del grupo. Tuve constancia de la situación cuando un día se acercó a preguntarme si las pastillas que tomaba para dormir su abuela eran malas. La pregunta me intrigó, le dije que si se tomaban muchas en realidad te quedabas dormida para siempre. “¿Tienes problemas para dormir?”- pregunté. Se echó a llorar de repente y me relato lo que habían sido unos tres meses de acoso permanente por quienes ella creían eran sus amigas.

      Hable con el APA y el equipo directivo. Se convocó una reunión para poner en conocimiento del resto de los padres la situación (sin mencionar el caso concreto de mi hija) y así alertar de otros posibles casos que pudieran estar sucediendo. Asistió a dar una charla una psicóloga para hablar sobre este tema. Habló, poniendo ejemplos siempre de situaciones en las que el acoso era por parte de chicos sobre chicas y aludió a algún episodio mediático de aquella época. Al terminar su charla, dije que el caso que se había planteado en el colegio era de una chica acosada por sus amigas y que a como consecuencia de ello se habían detectado casos similares. Carraspeo, y a continuación, matizó lo siguiente: “Bien… es cierto que lo que ha planteado este padre, a pesar de que nos sorprenda, sucede bastante a menudo”.

      No creo que la especialista fuera una neofeminista militante, pero sí creo que tenía asimilado el discurso de género que cala en nuestra sociedad como una lluvia fina.

      Me consta que en el trascurso de proceso de acoso al que fue sometida mi hija, el principal apoyo lo recibió de dos chicos suyos compañeros de clase. Pasado este tiempo, mi hija se ha convertido en una persona asertiva y segura de si misma y no parecen haberle quedado secuelas de aquel episodio. En estos momentos cursa con éxito 1ª de Bachillerato, siendo una alumna muy querida por sus compañeros y compañeras.

      Eliminar
  4. Muy esclarecedor tu comentario y caso personal Plutarco. Aqui si tiramos de biografía, también podría aportar más de un caso que me tocó personalmente, en el que no imperaba la detestable "ideología de género" en forma de "ley oficial", pero sí muchos de los mitos que continuan habiendo entorno al denominado universo femenino: la mujer es mas comprensiva, escucha mejor, es más inteligente...y claro dando por asentadas estos axiomas completamente iracionales, ¿cómo una mujer va a realizar determinadas cosas?, ¡imposible!, y si las hace la responsabilidad es tuya, porque alguna "razón profunda ella tendrá siempre para hacerla"

    ResponderEliminar
  5. Curioso mundo el del género. Hillary Clinton Secretaria de Estado durante este primer mandato de Obama está absolutamente desaparecida de la campaña electoral para la reelección. Parece que no se quiere airear mucho como se ha conducido la política exterior americana a lo largo de estos cuatro años. También pasa desapercibida la titular del cargo homólogo en la Unión europea. Tanto que, para referirse a ella, muchas veces se usa la expresión: la sucesora de Javier Solana al frente de la diplomacia europea.

    Aunque esa no es toda la verdad, al menos en el caso de Hillary Clinton, pues tanto en los medios públicos como en la prensa, digamos con perspectiva de género, apareció varias veces en relación con la actual campaña electoral estadounidense pero para referirse a ella en el apartado las mujeres de los presidentes, categoría que ha conseguido destronar a todas las demás en la información sobre la misma.

    En relación con la violencia de género en nuestro país, y después de aquellos años en que cada uno de los crímenes abría portadas de periódicos y telediarios, sucede que la nueva política de mayor discreción en su tratamiento para evitar el efecto contagio, el resultado es, que realmente las que no acaban siendo publicadas son las muertes de los varones a manos de sus parejas. Y de estas nunca más se sabrá porque no existen organismos de seguimiento, ni están recogidas en un fichero especial, ni gozan de la especial protección dada a los casos de violencia de género. Realmente se podría hablar de dos pájaros de un tiro o casi mejor gato por liebre.

    Quizá la perspectiva de género sea ejemplar en algún sentido que yo no acabo de ver, pero en lo que no se puede decir que lo sea es en aquello que se resumía en: luz y taquígrafos, publicidad y transparencia, derecho a la información y la verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo10:07 a. m.

      Es cierto que ya no se publicita tanto las muertes de mujeres. Siempre hay una reseña en los medios, pero ya no es el bombardeo mediático que hubo en los "años duros" del género en España (2003-2009). Recuerdo a la SER abriendo dia si dia también con un crimen de violencia de género. No se a que es debido este cambio, pero creo que también las noticias sobre la crisis y demás han copado mucho espacio en los medios. Muertes hay alguna menos (siempre bajo las estadísticas oficiales) y por supuesto sigue sin verse reflejadas las muertes de hombres a manos de parejas mujeres. Creo que el control mediático tan ferreo que el neofeminismo tenía de los medios ha pasado un poco a mejor vida. Algunas siguen empeñadas a ultranza en lo del lenguaje no sexista (que existe y yo no lo niego, pero que se circunscribe al desdoblamiento de los masculinos genéricos) y en el mantenimiento de sus estructuras de lobby (y curiosamente acusan de Lobby a asociaci8ones como Hetaira, infinitametne más pequeñas e influyentes que la de nuestra amiga Ana Maria Pérez Del campo, por ejemplo, que cinismo). Pero la crisis también les ha afectado mucho a estas asociaciones, (Fundación mujeres ha sufrido un ERE) y ya no digamos al PSOE donde todos los pesos pesados del feminismo este puritano estaban perfectametne asentaditas, copando concejalias de igualdad, institutos de mujer, etc etc.

      Nacho, oviedo

      Eliminar
    2. Quizás en los llamados "años duros" de lo que se trataba era de preparar el camino para la LIVG. La misma estrategia que magnificaba el gap salarial justo en los meses previos a la aprobación de la ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres.

      Eliminar
  6. Me gusta seguir los debates televisados de políticos de otros países. Suelo seguir los de EE.UU., Reino Unido, Francia y Alemania, más que nada porque son los que con cierta regularidad se emiten íntegros a través del canal 24 Horas. También sigo los debates en las elecciones autonómicas.

    En todos los que he visto, cuando se abordan las cuestiones de género, siempre se hace desde la perspectiva dictada por el neofeminismo: aborto/salud reproductiva/derecho a elegir, el famoso gap salarial, conciliación de la vida personal y laboral sólo para las mujeres que tengan hijos…
    En ningún debate he escuchado al periodista (hombre o mujer) de turno preguntas de este tipo:

    “Como los candidatos conocen, el fracaso escolar masculino, así como la tasa de abandono, dobla al femenino. ¿Qué medidas implantarían ustedes para corregir esta grave lacra social?”.

    “Los principales afectados por las pérdida de empleos en esta crisis (en EE.UU conocida como mencession) han sido los hombres. ¿Qué medidas de reinserción laboral contiene su programa para este colectivo?”.

    Y así, muchas otras que parece ser nunca se harán.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo4:37 p. m.

      Plutarco, sobre el tema del aborto no voy a entrar en "aborto sí" o "aborto no". Respeto la opinión de cada persona sobre ese tema. Lo que sí me ha llamado la atención, y por aquello de la afición que tienen los totalitarismos por los eufemismos (recuérdese la "solución final" de los nazis), es el último sinónimo empleado por el feminismo para referirse a ese tema. Si ya lo de "salud reproductiva" tiene miga, díganme qué les parece la expresión "terminación del embarazo".


      "La primera clínica privada que practicará abortos en Irlanda abrió hoy sus puertas en Belfast, (...). Además de terminaciones del embarazo, esta clínica también ofrece, entre otros servicios (...)"


      http://www.publico.es/espana/444102/abre-entre-protestas-la-primera-clinica-abortista-privada-de-irlanda


      José

      Eliminar
    2. Anónimo5:59 p. m.

      Yo soy pro abortista al 100%. En la línea de la ultima ley. En esto estoy completamente de acuerdo con el movimiento feminista y con gran parte de la población femenina, si me apurais.

      Nacho, Oviedo

      Eliminar
    3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    4. José, sobre el tema que mencionas, me he limitado a poner las diferentes denominaciones que se utilizan en los debates de los países que menciono. Creo que es una decisión que únicamente compete a las personas involucradas, la madre y el padre. El énfasis de mi post era más bien la ausencia de debate sobre temas en los que los hombres son la parte que el discurso neofeminista oculta.

      Eliminar
  7. Anónimo4:54 p. m.

    Emilio, en estos momentos se le está dando al personal administrativo de la universidad de La Laguna un curso sobre "Uso no sexista del lenguaje". No soy experto en informática, así que no sé cómo hacerte llegar el documento íntegro de otra manera. Copio y pego a continuación, por si pudiese serte de utilidad. Un saludo. José


    Recomendaciones para un uso no sexista del lenguaje en temas administrativos

    A) PARA UN TRATAMIENTO IGUALITARIO DE MUJERES Y HOMBRES PUEDES:
    • Utilizar el femenino en cargos, profesiones, títulos y en toda referencia a seres sexuados.
    • Evitar usar asimétricamente con las mujeres el nombre de pila, el artículo “la” delante de su apellido, o mencionar innecesariamente sus relaciones de parentesco.
    • No convertir sistemáticamente al género femenino en un grupo homogéneo mediante “la(s) mujer(es)”. Tampoco añadas “mujer(es)”, “femenino(s) ”o “femenina(s)” a un sustantivo femenino de doble forma (las socias mujeres*, las letradas femeninas*).
    • Al nombrar a mujeres y a hombres, alternar a unas y otros en tu orden de precedencia.

    B) CÓMO LUCHAR CONTRA ESTEREOTIPOS SEXISTAS
    • No des por supuesto que ellas son el segundo sueldo, las de “profesión, sus labores”, las que realizan el trabajo doméstico, las que deben cuidar de las criaturas... Tampoco que son pasivas, dependientes o subordinadas.

    C) NO USES EXPRESIONES ANDROCÉNTRICAS
    • Ten cuidado con expresiones androcéntricas de uso corriente. Pese a lo que afirma la RAE, la palabra hombre(s) no representa a toda la humanidad.

    D) Cómo evitar la invisibilidad femenina: Sugerencias para sustituir los masculinos genéricos
    (recuerda que no todas las estrategias son válidas en todos los contextos)
    Sustantivos: En lugar del masculino “genérico”, puedes en algunos casos:
    1. Recurrir a sustantivos colectivos no sexuados (PERSONAS, PERSONAL, EQUIPO, COLECTIVO, PÚBLICO, POBLACIÓN, PUEBLO), o a nombres abstractos (LAS CANDIDATURAS, LA MAGISTRATURA, LA CIUDADANÍA, EL ELECTORADO, LA INFANCIA, EL PROFESORADO, LA ADOLESCENCIA...).
    2. Recurrir a la metonimia: menciona el cargo, la actividad, la profesión, el lugar geográfico...
    3. Cambiar el verbo y construir una frase sin sujeto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:02 p. m.

      Hay cosas aceptables en este párrafo. Hay expresiones claramente sexistas que se deben evitar. Ahora bien, la RAE no dice que "hombre" representa a toda la humanidad, la RAE recoge lo que la mayoria de los hablantes interpretan como "hombre" en determinados contextos, y si, pese a que les duela, si que engloba a toda la humanidad.

      NAcho, oviedo

      Eliminar
  8. Anónimo4:55 p. m.

    Segunda parte del curso sobre lenguaje no sexista:


    4. Cambiar el masculino por la expresión “quien(es) + verbo activo” (“los representantes”: quienes representen).
    5. Recurrir a la doble forma femenino-masculino o masculino-femenino. Recuerda alternar el orden de aparición del masculino.
    6. En ciertos textos, puedes usar la barra, el guión o la arroba.

    Determinantes (o adjetivos) + sustantivos
    7. Puedes hacer concordar el determinante y el adjetivo con el sustantivo más cercano: LAS MUJERES Y HOMBRES PRESENTES EN LA SALA; VEINTICINCO MUJERES Y HOMBRES INDOCUMENTADOS.
    8. Puedes recurrir a determinantes invariables para el género o eliminar el determinante: CUALQUIER NIÑA O NIÑO SABE QUE...; CADA PERIODISTA QUE HIZO UNA PREGUNTA....

    Adjetivos. Puedes:
    9. Intercalar en la expresión “los + adjetivo masculino” (los dispuestos) una palabra genérica no sexuada (persona, personal, ciudadanía, parte...).
    10. Sustituir el adjetivo por una preposición seguida de un sustantivo de la familia léxica del adjetivo o un sinónimo (“ilegales”: en situación ilegal; “discapacitado”: con discapacidad).
    11. Buscar un adjetivo sinónimo invariable para el género (integrante, inteligente, residente, hábil, capaz...).
    12. Concordar el adjetivo con el sustantivo más próximo.

    Participios pasados o pasivos
    13. Si sigue inmediatamente a un sustantivo, puedes sustituirlo por la oración de relativo “que + se + verbo activo” (“inscritos”: que se han inscrito) o “quien(es) + se + verbo activo” (quienes se han inscrito).
    14. Puedes huir de los verbos en pasiva y transformar el verbo en uno impersonal, una pasiva con “se” o un verbo en primera persona del plural (“fueron elegidos los representantes”: se eligieron representantes, eligieron a sus representantes, hemos elegido representantes....
    15. Puedes anteponer una palabra genérica no sexuada (persona, personal, parte...).

    Pronombres
    16. Puedes evitar las oraciones de relativo con “el que”, “los que”, “el cual”, “los cuales”, “aquel que”, aquellos que” y sustituirlas por quien, quienes.

    La economía lingüística y las formas prescindibles
    17. Puedes eliminar los masculinos (artículos, sustantivos, pronombres...) de los que se pueda prescindir sin que tu texto pierda sentido.

    ResponderEliminar
  9. Anónimo4:56 p. m.

    tercera parte (lenguaje no sexista):

    USO NO SEXISTA DEL LENGUAJE

    CUADERNO DE TRABAJO

    A. PARA UN TRATAMIENTO SIMÉTRICO DE MUJERES Y HOMBRES:
    CÓMO DEBEN APARECER LAS MUJERES

    • No uses asimétricamente con las mujeres el nombre de pila, no uses con ellas el artículo “la” delante de su apellido, ni menciones innecesariamente sus relaciones de parentesco.
    Cuando se mencionan a dos personas de distinto sexo, utiliza el mismo tratamiento para ambas:

    NO: El Sr. García y la Señora Carmen López han solicitado copia del acta
    SÍ: .....................................................

    Cuando aparezcan cónyuges, identifícalos de forma simétrica. A efectos informativos frecuentemente es pertinente señalar su relación, pero nombra siempre a una y otro y pon cuidado en no subordinar a la mujer. A menudo la condición de cónyuge se hace patente sólo de ella, cuando es compartida por el matrimonio. Con eso se logra transformar una relación recíproca (la matrimonial) en una de pertenencia:

    ...el inmueble, propiedad de D. Luis Zamorano y de su esposa Dña. Pilar del Río (ambos son cónyuges, pero se afirma sólo de ella, con lo que ella aparece identificada no por sí misma sino en razón de una relación matrimonial; por otra parte, se refuerza la idea de pertenencia a varón por parte femenina)

    El inmueble, propiedad de D. Luis... y de Dña... (o al revés), o por el matrimonio formado por ..... y .....

    El título: señora, señorita*, viuda, Don, Doña
    No utilices el título de Señorita, que, además de no contar con su simétrico para varones, incide en el estado civil femenino. Tampoco las expresiones señora de ... o viuda de ..., las cuales, no sólo no poseen equivalente masculino e identifican a las mujeres por su estado civil, sino que perpetúan una estereotípica relación de dependencia femenina. En general, a partir de una misma edad para hombres y mujeres, los tratamientos simétricos señor / señora suelen ser los únicos apropiados.


    La representación femenina y masculina debe ser siempre simétrica.

    NO: Se designa Presidente del Tribunal a D. Luis Cano y Secretaria del mismo a la Srta. Carmen Pastrana
    SÍ: Se designa .....................................................

    Para evitar el exceso de barras en muchos documentos, D./ Dña puede sustituirse por Nombre y apellidos.

    El nombre de pila
    Destierra el nombre de pila como término exclusivo de referencia para las mujeres adultas. El nombre indica una familiaridad que suele ser impropia o denota falta de respeto para la mujer en cuestión.

    NO: Miles de firmas para salvar a Safiya
    SÍ: Miles de firmas para salvar a Safiya Hussaini

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:04 p. m.

      ESto último depende del contexto. En algunas ocasiones y debido a intereses comunicativos es mucho mejor que aparezca solo el nombre de pila y no el apellido, ya que esto busca una mayor cercanía e implicación emocional con la persona de la que se habla.

      Nacho, Oviedo.

      Eliminar
  10. Anónimo4:59 p. m.

    4ª parte

    La excepción a esta norme se produce en aquello casos en los que una mujer (o un hombre) son conocidos únicamente por su nombre de pila, como Cleopatra.

    El artículo la delante del apellido

    Nunca antepongas el artículo “la” al nombre o apellido de una mujer, ni siquiera en las páginas culturales para hablar de artistas y escritoras.

    NO: La mejor obra de la Pardo Bazán
    SÍ: .....................................................


    • No conviertas al género femenino en un grupo homogéneo mediante “la(s) mujer(es)”. No añadas “mujer(es)” o “femenina(s)” a un sustantivo femenino de doble forma (las socias mujeres*, las letradas femeninas*).

    NO: La mujer empresaria

    NO: Las socias mujeres

    NO: Las abogadas femeninas

    NO: Tras diversas consultas jurídicas, la única reacción favorable fue la de
    una mujer magistrada


    Esta subordinación es aún más patente cuando la forma masculina --sin acompañarse de los términos “hombre(s) o “varón/es”-- contrasta con la femenina, precedida o seguida ésta del término “mujer/es”:

    NO: El total de mujeres letradas en ejercicio sigue siendo inferior al de letrados

    NO: En el teatro, las mujeres escenógrafas ascienden únicamente a una decena,
    mientras los escenógrafos son casi medio centenar.

    NO: los empresarios mujeres

    NO: El sorteo deparó juez femenino

    NO: Un fiscal mujer


    Tampoco utilices “mujer(es)”, nombrando a las mujeres por su sexo, si no lo haces con los hombres:

    NO: Los heridos en el accidente fueron dos mujeres y tres conductores.
    SÍ: .....................................................

    • Al nombrar a mujeres y a hombres alterna a unas y otros en tu orden de precedencia.
    Cambia el orden de precedencia convencional entre los sustantivos femenino y masculino: Hijas e hijos; Eva y Adán; caballeros y damas; mujeres y hombres; madres y padres, etc. La precedencia sistemática del masculino es el resultado de un orden social que jerarquiza los géneros, y consecuentemente coloca el nombre masculino en el orden simbólico también en primer lugar. Para contribuir a la ruptura de esa jerarquización social y simbólica se hace necesario alterar la costumbre de dar prioridad a lo masculino. Es conveniente la alternancia: unas veces puede preceder el femenino; otras el masculino.

    ResponderEliminar
  11. Anónimo5:00 p. m.

    Página 3:

    B) CÓMO LUCHAR CONTRA ESTEREOTIPOS SEXISTAS

    • No des por supuesto que ellas son el segundo sueldo, las de “profesión, sus labores”, las que realizan el trabajo doméstico... Tampoco des por sentado que ellas son pasivas, dependientes o subordinadas.

    NO: Cuando son legalizados, los inmigrantes intentan traer a sus mujeres
    SÍ: Una vez legalizadas, las personas inmigrantes intentan traer a sus cónyuges

    NO: El seguro médico cubre a los asegurados y a sus esposas
    SÍ:

    NO: Como ahora las mujeres trabajan algunos supermercados reparten los domingos.
    SÍ:

    C) NO USES EXPRESIONES ANDROCÉNTRICAS

    • No uses la palabra hombre(s) para denominar a la humanidad. Ten cuidado con expresiones androcéntricas como las siguientes.


    el hombre de la calle
    hombres de letras
    hombres públicos
    hombres de negocios
    hombres de Estado
    los niños de la calle
    el cabeza de familia
    por barba
    sus esposas




    • Utiliza el femenino en cargos, profesiones, títulos y en toda referencia a seres sexuados.

    La técnica / la Secretaria del Consejo de Administración / la Presidenta / una abogada / la Jefa de Servicio/ la Secretaria/ trabaja de jardinera /
    http://gentyll.uah.es/gentyllp/project/pspres.html

    Una excepción a la necesidad de usar el femenino en profesiones son las citas:
    CITAS LITERALES Y CITAS NO LITERALES

    o Hay veces que el masculino se refiere forma parte de un título, una ley... en tal caso, lamentablemente, no podemos modificarlo: El Estatuto de los Trabajadores.

    o Tampoco cuando citamos parte de una ley, un reglamento, jurisprudencia. El recurso mejor para tales ocasiones es entrecomillar siempre que se acuda a las palabras exactas utilizadas por la legislación. El resto del documento ya puede ser redactado conforme a criterios no androcéntricos.
    Se le recuerda que, conforme al Decreto XXXX, artículo 6.4, «el rehusar las notificaciones perjudica al propio interesado»

    Si deseamos cambiar la redacción del artículo, nunca podemos entrecomillarlo:
    Se le recuerda que, conforme al Decreto XXXX, artículo 6.4, el rehusar las notificaciones perjudica a la propia persona interesada

    ResponderEliminar
  12. Anónimo5:01 p. m.

    Página 4:

    D) CÓMO EVITAR LA INVISIBILIDAD FEMENINA:
    SUGERENCIAS PARA SUSTITUIR LOS MASCULINOS “GENÉRICOS”

    Sustantivos

    1. Recurre a sustantivos colectivos no sexuados o a nombres abstractos.

    * Para referirte a categorías o grupos humanos, a veces puedes sustituir el masculino por sustantivos colectivos no marcados por el género (personal, personas, colectivo, comunidad, público, grupo, gente, población, pueblo, equipo, conjunto de, mundo, la profesión, plantilla, clase, personas empleadas, autoridades, cuerpo profesional), modificados por otro sustantivo, un adjetivo o una frase preposicional:


    NO: Los artistas
    SÍ: La comunidad de artistas

    NO: Los actores y directores cinematográficos
    SÍ: El mundo del cine

    NO: Los empleados del metal
    SÍ: Las personas empleadas en el metal

    NO: Los políticos
    SÍ: La clase política

    NO: Los periodistas
    SÍ: La profesión periodística

    NO: Los funcionarios
    SÍ: El personal funcionario, el personal de la Administración

    NO: Las enfermeras
    SÍ: El personal de enfermería

    NO: Los médicos
    SÍ: El personal médico
    SÍ: La profesión médica

    NO: Médicos y enfermeras
    SÍ: El personal médico-sanitario

    NO: Los dirigentes (de una empresa)
    SÍ: El equipo dirigente

    NO: Los dirigentes (políticos)
    SÍ: La clase dirigente

    NO: Los ciudadanos de a pie
    SÍ: La gente de a pie

    NO: Los ciudadanos de a pie
    SÍ: El pueblo llano

    NO: Los marginados
    SÍ: Las clases marginadas

    NO: Los lectores
    SÍ: El público lector

    NO: Los espectadores
    SÍ: El público que asiste a la representación

    NO: Los aficionados al baloncesto
    SÍ: El colectivo aficionado al baloncesto
    SÍ: Las personas aficionadas al baloncesto

    NO: Los mayores
    SÍ: La gente mayor

    NO: Los enfermos
    SÍ: La población enferma

    NO: Acudieron todos sus amigos
    SÍ: Acudieron todas sus amistades




    * En ocasiones pueden también sustituirse los sustantivos sexuados masculinos por sustantivos abstractos, en femenino o en masculino, pero no sexuados, que representan al grupo : la abogacía (en lugar de “las y los abogados”), la magistratura (y no “los magistrados”), la judicatura (por “los jueces”), la familia (para sustituir a “padres y madres”), la delegación (por “los delegados”), la policía (en lugar de “las y los policías”), el trabajo asalariado (y no “los asalariados”), la tropa (“los y las soldados”), el servicio doméstico (y no “las empleadas de hogar”), el electorado (“Los electores”), la prole o la

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo6:09 p. m.

      En esta última parte está concentrado todo, NADIE dice "Voy a buscar a mi descendencia al parque", se dice "voy a buscar a los niños al parque". Aquí esta la obsesión más absurda, la de no reconocer que en muchos contextos el masculino plurar se convierte en genérico, se convierte, DEJA DE SER MASCULINO, para ser genérico, aunque morfológicamente la palabra sea igual. ESto es lo que no acaban de entender, rectifico, lo que NO QUIEREN entender determinados (englobo a todos y todas) feministas

      Eliminar
  13. Anónimo5:02 p. m.

    página 5:

    descendencia (por “hijos”), la audiencia o el público (en lugar de “los oyentes” o “los espectadores”), el voluntariado (por “los voluntarios”), la dirigencia y la membresía , el personal, el funcionariado, el campesinado, el proletariado, la burguesía, la chiquillería, la humanidad, las criaturas, la ciudadanía, el profesorado, el alumnado, la población, el vecindario, la clientela, etc.. En el caso de ciertas alternativas que aquí se proponen, alguna vez se producirá una diferencia semántica entre ambos que hará que los dos tipos de sustantivos no sean perfectamente intercambiables, pero en ciertas frases sí podrán sustituirse uno por otro: la adolescencia (por “los adolescentes”), la vejez (en vez de “los viejos”), la juventud (en lugar de “los jóvenes”) o la infancia (por “los niños”).

    NO: Padres, alumnos y profesores debaten la ley

    NO: Las empleadas de hogar de las grandes ciudades

    NO: Los carteros ya no llaman dos veces

    NO: Los habitantes de Gernika

    NO: Los argentinos


    2. Recurre a la metonimia: En lugar del masculino “genérico”, menciona el cargo, la actividad, la profesión, la época, el lugar geográfico...

    * Unas veces el grupo representado en masculino será sustituido por el cargo o la función: la secretaría (en lugar de “los secretarios”), la presidencia (y no “los presidentes o “el presidente”), la vicepresidencia, la gerencia, la dirección, la jefatura, la asesoría, la coordinación, la representación, la alcaldía, las candidaturas, las solicitudes, etc.. Es una alternativa especialmente indicada para nombrar a hombres y mujeres que ocupan cargos --en lugar del antiguo uso androcéntrico del masculino--, sobre todo si el cargo o la función está desempeñada por miembros de ambos sexos:

    NO: Los Secretarios de la Mesa pasarán a ser Luis Fernández y María Gutiérrez

    NO: María Gutiérrez y Luis Fernández han sido los coordinadores del proyecto

    NO: Los candidatos son: María Gutiérrez y Luis Fernández


    NO: La persona abajo firmante ha presentado en este Registro General la documentación siguiente:[ .......]
    Y para que conste a los efectos oportunos en cumplimiento de la Ley 30/1992, de 26 de noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del procedimiento Administrativo [....]
    En Santander, a 25 de mayo de 2005,
    El funcionario del Registro

    NO: Oficina del Consumidor

    * Otras veces será la profesión o actividad la que pase a representar al colectivo que la desempeña: la redacción (por “los redactores”), la colaboración, la notaría, la traducción, la autoría (en lugar de “los autores”), la distribución, la afición (en lugar de “los aficionados”), el turismo (para evitar “los turistas”), la empresa (y no “los empresarios” o “los empleadores”), el trabajo asalariado, la lingüística (como sustituto a “los filólogos”),

    ResponderEliminar
  14. Anónimo5:03 p. m.

    página 6:

    la filología, la medicina, el periodismo, los recursos humanos, las solicitudes (en vez de “los solicitantes”), el empleo (y no “los empleados”), la emigración, la(s) editorial(es), el deporte, etc.:

    NO: Según los médicos, la vitamina C es vital

    NO: A la fiesta acudieron célebres políticos y empresarios

    NO: Hay un millón de empleados más



    * En ocasiones, el lugar donde se produce la actividad sustituirá a las y los profesionales: la Cámara Baja (por “los diputados”), la Cámara Alta, El Senado, Las Cortes, el gabinete psicológico (en lugar de “los psicólogos”), el gabinete médico, el bufete (por “los abogados”), el despacho laboralista, los hogares; también el lugar de procedencia puede sustituir a los nombres de su población: La India (para sustituir en ocasiones a “los indios”), Castilla (y no “los castellanos”), Asia, etc.:

    NO: Acudió a consultar a un abogado

    NO: Los planes de regadío no convencen a los palentinos


    3. Cambia el verbo que acompaña al masculino “genérico” cuando se refiere a “ellos y ellas” (eliminando o no el sujeto).

    En general muchas veces es posible eludir el masculino genérico cambiando el verbo de la tercera a la segunda persona singular (“tú” o “usted”) o a la primera del plural sin mencionar el sujeto, con lo que el tono resulta más personal. Si, por el contrario, se desea un tono más impersonal, se puede intentar poner el verbo en tercera persona singular precedida por el pronombre se. En alguna ocasión puede cambiarse fácilmente la construcción donde aparece el masculino por una oración con el verbo en forma no personal en infinitivo, gerundio o participio.

    NO: Los visitantes pueden utilizar las instalaciones de la Feria por un módico precio


    NO: [Al cubrir una Conferencia en la que todos los países tienen su delegación] Durante la sesión de tarde los delegados redactaron un comunicado conjunto.


    NO: Los hombres del Norte nunca aceptaron la dominación romana.

    NO: ¿Puede el hombre diferenciar el bien del mal?

    NO: Los solicitantes cumplimentarán la documentación usando sólo letras mayúsculas.


    También se puede cambiar el verbo de la tercera a la primera persona del plural, sin mencionar el sujeto,

    NO: Los hombres del Norte nunca aceptaron la dominación romana.


    A veces puede sustituirse el sustantivo masculino por un verbo:

    NO: Hazte socio.
    SÍ: Asóciate

    ResponderEliminar
  15. Anónimo5:04 p. m.

    página 7:

    4. Recurre a la doble forma femenino-masculino o masculino-femenino. Recuerda alternar el orden de aparición.

    NO: Los senadores eligen hoy a sus representantes en la Mesa




    5. Trata de cambiar el masculino por la expresión “quien(es) + verbo activo” (“los representantes”: quienes representen).

    NO: Los solicitantes

    NO: Los representantes

    NO: El demandante



    6. Cuándo usar la barra, el guión y la arroba.

    Muy Sr/a Mío/a
    Muy Sr-a Mío-a
    A las/os alumnas/os del colegio
    Al alumnado del colegio
    A los alumnos y alumnas del colegio
    A las alumnas y los alumnos del colegio


    NO: Son muchos los ciudadanos cansados de este estado de cosas
    NO: Son muchos-as los-as ciudadanos-as cansados-as de este estado de cosas
    NO: Son muchos/as los/as ciudadanos/as cansados/as de este estado de cosas


    Clase de goles... y l@ s niñ@ s escuchando Carrusel (anuncio de 2003 de “Carrusel Deportivo”, programa de la Cadena de Radio SER)



    determinantes + sustantivos
    7. Haz concordar el determinante con el sustantivo más cercano.

    * Unas veces se puede utilizar sólo un determinante que concuerde con el sustantivo más próximo:

    SÍ: Los hombres y mujeres de este país
    Las mujeres y hombres
    Todas mis hijas e hijos

    Puedes anteponer cualquiera de los géneros:

    SÍ: Aquellas escritoras y escritores que reclamen mayor independencia
    SÍ: Aquellos escritores y escritoras que reclamen mayor independencia

    * Otras veces puede recurrirse al uso de ambos determinantes, masculino y femenino, o viceversa, seguidos por el sustantivo en el género del último determinante:

    SÍ: Las y los diputados de Vitoria

    ResponderEliminar
  16. Anónimo5:05 p. m.

    página 8:

    SÍ: Los y las diputadas de Vitoria

    Este es un mecanismo especialmente indicado para sustantivos invariables respecto al género (la mayoría de de los terminados en -ente, -atra, -ista, y algunos otros. Para estos sustantivos comunes para ambos géneros, se anteponen los artículos o determinantes femenino y masculino –o masculino y femenino– seguidos de la forma común:

    NO: Las ayudas de contenido económico a los deportistas de alto nivel

    SÍ: Otras y otros contribuyentes

    SÍ: Los y las transportistas


    8. Recurre a determinantes invariables para el género o elimina el determinante.

    Para sustantivos invariables en cuanto al género, en algún caso, puedes tratar de sustituir el artículo (singular o plural, pero referido a la totalidad del colectivo) por uno de los indefinidos cada o cualquier, ambos comunes respecto al género también, seguido del sustantivo invariable:

    NO: Todos los cantantes saben que ni la humedad ni el frío son aconsejables


    NO: El electricista debe vencer su miedo a las descargas

    En numerosas ocasiones los determinantes son innecesarios y, por tanto, se puede prescindir tranquilamente de ellos en la redacción. Por ejemplo, en frases en las que optamos por las formas femenina y masculina del término o cuando se trata de sustantivos invariables para el género:

    SÍ: Agricultores y agricultoras mostraron ayer su preocupación ante la riada

    SÍ: Coleccionistas de sellos abarrotan la Exposición Filatélica

    NO: Oficina de los Mayore

    Podemos tratar de buscar sinónimos invariables para el género sin determinantes para sustituir a artículo + sustantivo variable:

    NO Hay que recurrir a los expertos
    SÍ: Hay que recurrir a especialistas

    NO: Guía para los extranjeros
    SÍ: Guía para visitantes, Guía para turistas


    Es asimismo aconsejable mencionar la profesión o circunstancia de las personas mencionadas DESPUÉS de sus nombres y apellidos. Esta posición suele resultar más conveniente para los sustantivos sin determinantes:

    NO: Los dirigentes socialistas Consuelo Rumí y Jesús Caldera.
    SÍ: Conchita Martínez y Rafa Nadal, tenistas y excelentes atletas, llegarán a la final

    adjetivos
    9. Intercala en la expresión “los + adjetivo masculino” (los dispuestos) una palabra genérica no sexuada (persona, personal, ciudadanía, parte...).

    NO: Los nacionales extranjeros que tengan su residencia habitual en Bizkaia.

    ResponderEliminar
  17. Anónimo5:06 p. m.

    página 9

    NO: Las ayudas percibidas por los afectados por el VIH

    NO: Los inscritos obtendrán el correspondiente resguardo

    NO: Cualificado


    10. Sustituye el adjetivo por (una preposición seguida de) un sustantivo de la familia del adjetivo o un sinónimo (“ilegales”: en situación ilegal).

    NO: su cónyuge no separado legalmente

    NO: Al estar obligados a practicar retenciones

    NO: Debiendo estar vinculado por matrimonio

    NO: A quienes se haya comunicado que están aceptados

    NO: Afiliados

    NO: Quienes se presenten al examen desprovistos de tarjeta de identidad

    NO: El objetivo es que puedan llegar a vivir solos

    NO: pocos, muchos, todos


    Las menciones a cualquier colectivo de personas que padecen una enfermedad o algún tipo de discapacidad puede hacerse mediante la expresión “personas con” seguida del nombre de la enfermedad o discapacidad, en lugar de la referencia más informal y androcéntrica del adjetivo sustantivado en masculino:

    NO: En caso de los discapacitados

    NO: Los tuberculosos

    NO: Excepto en casos en que sea deducible por inválido



    11. Trata de buscar un adjetivo sinónimo invariable para el género.

    Los adjetivos gentilicios pueden ser sustituidos por los invariables “natural(es) de”, “proveniente(s) de” o “habitante(s) de” seguidos del lugar de origen:

    NO: Siete asistentes salmantinos

    En general, son adjetivos invariables para el género los terminados en –e (resistente, perteneciente, proveniente, etc.), o en consonante –l o –z (capaz, hábil, natural...)



    12. Concuerda el adjetivo con el sustantivo más próximo

    SÍ: Esta habitación tiene techo y paredes blancas.
    SÍ: Han participado montañeros y montañeras vascas
    SÍ: Han participado montañeras y montañeros vascos

    ResponderEliminar
  18. Anónimo5:08 p. m.

    página 10 y última:

    participios pasados o pasivos

    13. Si siguen inmediatamente a un sustantivo, trata de sustituirlos por la oración de relativo “que + se+ verbo” o “quien(es) + se+ verbo” (“inscritos”: que se han inscrito, quienes se han inscrito).

    NO: No está considerada la inclusión de aspirantes rechazados

    NO: excepto profesionales no integrados en el régimen especial de la S.S.

    NO: Grandes pianistas fueron seleccionados


    14. Huye de los verbos en pasiva y transforma el verbo en uno impersonal, una pasiva con “se” o un verbo en primera persona del plural.

    NO: Cuando fuera contratado

    NO: Si hubiera sido juzgado


    15. Antepón una palabra genérica no sexuada (persona, personal, parte...).

    NO: Los contratados

    NO: Los afectados por el VIH.


    pronombres
    16. Evita las oraciones de relativo con “el que”, “los que”, “el cual”, “los cuales” “aquel(los) que”

    Sustitúyelos, bien por quien, quienes, la persona que, las personas que, la gente que, quienquiera que:

    NO: Las subvenciones concedidas a los que exploten fincas forestales
    NO: Las subvenciones concedidas a aquellos que exploten fincas forestales



    La economía lingüística y las formas prescindibles

    17. Elimina los masculinos (artículos, sustantivos, pronombres...) de los que se pueda prescindir sin que pierda sentido tu texto.

    NO: la exención no será aplicable a aquellos contribuyentes que perciban rendimientos

    NO: Para los tripulantes de los buques inscritos


    ResponderEliminar
  19. En relación con el curso de lenguaje sexista me gustaría decir que, en mi opinión, este tipo de iniciativas no persiguen tanto aquello por lo que se anuncian, en este caso el sexismo en la lengua, como constituir una demostración de poder.

    Se trata de dejar claro ante la sociedad que un existe un lobby neofeminista, capaz de desafiar cualquier tipo de norma o convención y de quien se ha de admitir sin discusión cualquier cosa que diga y a quien no le es exigible lo que en cualquier otro contexto sería exigible a cualquiera, conocimiento de aquello sobre lo que se pontifica.

    Pero en este caso nada sucede así, los profesores de lengua siguiendo la RAE explican unas normas, y luego este grupo con la aquiescencia de los políticos se dedican a poner a caldo a la RAE y a tratar de que los universitarios desaprendan lo que hubieran aprendido. Eso sí recientemente hubo un pronunciamiento desde la Academia sobre el asunto y por supuesto toda esta gente estaba desparecida, aunque al menos parece haber servida para que algún periódico haya dejado de hablar de la jueza, aunque no que hayan perdido la costumbre de utilizar padres para hablar de lo que falla en la relación con los hijos.

    Estamos ante un intento sin ambages de establecer la neolengua de Orwell para acompañar otras muchas medidas de tipo legislativo que van en la misma dirección.

    ResponderEliminar
  20. Aclaro un poco más mi comentario anterior. Quiero añadir las siguientes precisiones:

    - Si el objetivo fuese el sexismo del lenguaje se daría respuesta a las muy serias objeciones señaladas en el Informe de la RAE que sobre este tema suscribieron Ignacio del Bosque y 26 académicos de número más, y no se procedería con este ejercicio de fuerza que lo ignora.

    - Si el objetivo perseguido fuese realmente hacer uso de esas reglas que nos piden a todos que respetemos, las promotoras de los antedichos cursos serían las primeras en hacerlo cosa que como reiteradamente se ha demostrado no sucede.


    - Si el objetivo fuese acabar con el lenguaje sexista recogerían el uso abusivo en los medios de la denominación padres como genérico, pero referido exclusivamente a lo que falla en la relación con los hijos. Pero muchos otros usos sexistas de la lengua de los que cada día tenemos experiencia.

    - Si el objetivo fuese el anunciado se habría hecho el análisis correspondiente de los usos sexistas de la lengua en las revistas feministas y femeninas y que tienen por objeto preferente la figura masculina.

    - Si se denuncia la invisibilidad hay que hacerlo en todos los casos y no sólo en aquellos que interesa, pero todos sabemos que hay invisibilidades que interesan: por ejemplo esconder a las madres detrás del genérico padres cuando interesa, y tantas otras situaciones, algunas de las cuales vienen siendo recogidas en esta bitácora desde hace años.

    En fin, seguramente se me quedan cosas en el tintero pero entiendo que lo citado puede hacer más comprensible el comentario anterior

    ResponderEliminar
  21. Anónimo1:55 p. m.

    Si que hubo respuestas airosas al EXCELENTE artículo de la RAE en el pais. Incluso en su blog Mujeres Ricardo de Querol hizo un buen escrito. Pero luego las fanáticas ya se le echaron encima, atacando, como no, a la RAE de machista. Lo de siempre, vamos.

    Hay más historias de esas truculentas. Yo que sigo mucho a Hetaira y todo el asunto de la prostitución, descubrí que en plena campaña para quitar los anunicos de prostitución de los periódicos (que por cierto, ahi siguen), hubo unas detenciones en madrid de una supuesta red de proxenetas que ponian anuncios en dichos periódicos. El diario Publico, ejemplo característico de la progresía mal entendida, anunicó a bombo y platillo dicha operación policial (con no se cuantos detenidos, igual 50 o más) y vanagloriandose de que ellos no tenían ese tipo de publicidad, en un intento (banal, como se vio después) de quitarle lectores al El Pais. Pues bien, un año después de dicha operación me entero que no queda nadie detenido ni puesto en vigilancia judidial despues de las detenciones, que no se detectó ninguna victima de trata o explotación sexual (incluso teniendo una ley para ello). Todo un COVER UP de Rubal para promover un movimiento social en contra de los anuncios y que los periódicos lo quitaran. No le funcionó, pero la treta desde las esferas del estado quedó clara.

    Nacho

    ResponderEliminar
  22. Sé que hubo esas reacciones Nacho. En esta bitácora hemos comentado sobre ellas en su momento. En cualquier caso recuerda que a Ricardo Querol prácticamente lo acribillan a pesar de los excelentes servicios que les presta habitualmente. Pero lo que ahora se nos presenta no es ya que no recoja lo apuntado por Querol, es que vuelve al planteamiento anterior al informe, como si éste no hubiera existido, y por ningún lado se contrapone algún criterio lingüístico a lo apuntado en él, solo pura y dura ideología.

    En relación con lo que comentas de los anuncios de prostitución, ni es el único caso, ni nuestro país está solo en esto. Recuerdo ahora una entrada de Malaprensa de una operación en el Reino Unido anunciada a bombo y platillo con decenas de detenidos por tráfico y explotación de mujeres, que luego se demostró completamente falaz.

    Pero hay todavía una práctica más abusiva. Como ahora las noticias de la tele las supervisa el lobby feminista no hay día que, venga a cuento o no, cuente algo del presente o algo que sucedió hace años, el caso es que el tema está en todos los informativos. En algún caso violentando gravísimamente cualquier criterio de honestidad y rigor informativo.

    ResponderEliminar