Twittear

14 abril, 2008

Lo que no puede ser, no puede ser y además es imposible

Esta mañana he colgado un pequeño comentario aquí. Como me quedé con las ganas de decir algunas cosas más añado ahora lo siguiente:

Según algunas, los hombres deberíamos aceptar como un hecho “natural” la superioridad moral que a la mujer confiere la maternidad. Deberíamos aceptar no poseer ni un solo derecho en la reproducción, no sólo a la hora de decidir no tener un hijo, también cuando la madre se decide a tenerlo sin el consentimiento o contra la voluntad del padre, incluso cuando después de una separación y como si fuera un automatismo se ve condenado a no poder estar con sus hijos más que dos fines de semana al mes. Y todo eso hacerlo compatible, conque luego se hable de los privilegios de los hombres porque por no parir no nos vemos en la tesitura de decidir si nos acogemos o no al permiso de maternidad cuando esto sucede en un momento en el que acabamos de ser nombrada ministra. Hablar de privilegio cuando esa situación no es posible plantearla en un hombre creo que es llevar la discusión a un lugar donde cualquier atisbo de racionalidad es imposible, porque como dice la canción de Siniestro Total: lo que no puede ser, no puede ser y además es imposible.

Sólo recordar, por si a alguien se le olvidó, que la guerra parece más una obligación de los hombres que de las mujeres, si nos hemos de atener a los hechos.

Como también me ha llamado mucho la atención un párrafo del comentario de quien se llama Alex lo traigo aquí: “Por favor las mujeres y la mayoría de los hombres somos más inteligentes y más responsables de lo que usted presupone, no nos insulte.” Sic (La negrilla es mía).

7 comentarios:

  1. Pues así es porque eso es lo igualitario: Las mujeres y algunos hombres.

    ¿O no han oído ustedes las primeras declaraciones de la ministra de lo que es la Igualdad? Luchar por los intereses de las mujeres para resacirnos de tantos años de patriarcado y machismo.

    ResponderEliminar
  2. Parece que has captado a gran velocidad el estilo militarista.

    No sé si lo que quieres decir es que como lo ha dicho la ministra nos tenemos que cuadrar y bajar la cabeza.

    La verdad el argumento parece un poco cuartelario y apela a cualquier cosa menos a la inteligencia.

    En fin, creo que se comenta por sí mismo, pero me apetecía una breve respuesta.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo6:22 p. m.

    Y, como era de temer, nuestro Tribunal Constitucional está a punto de proclamar que no supone discriminación por sexo el que un mismo hecho tenga distinta pena según lo haya cometido un hombre o una mujer. Cosas veredes, amigo Sancho...

    ResponderEliminar
  4. El género masculino no existe.

    Así de simple.

    ResponderEliminar
  5. Si quieres explicárnoslo un poco más gustosamente te atenderé

    ResponderEliminar
  6. Enhorabuena, Emilio. Tu blog ha recibido su primer troll :)

    http://es.wikipedia.org/wiki/Troll_%28Internet%29

    ResponderEliminar
  7. Yo soy hombre y devoto de las mujeres, os debemos todo, sois la alegria y el vivir, la fuerza y el coraje. saludos

    ResponderEliminar