Twittear

17 agosto, 2010

Sanahuja y el feminismo totalitario

Me sorprende la cantidad de coincidencias con cosas dichas en esta bitácora. También desde el lado femenino se puede tener idéntica percepción de la realidad.

5 comentarios:

  1. Juanmaria2008@gmail.com11:07 a. m.

    Quizás en este párrafo, María Sanahuja podía haber hecho mención expresa a la Custodia Compartida:

    "Y, por supuesto, deben esforzarse los hombres si no quieren ver limitado su papel al de sementales proveedores y ser expulsados en la crianza de sus hijos tras la ruptura. Deben asumir desde el inicio las responsabilidades para con ellos, pues las nuevas legislaciones apuntan a que se tendrá en consideración la relación existente con anterioridad. Así pues, ya no se trata de una exigencia ética porque no es justo que recaiga toda la carga de la reproducción en las mujeres, que seguiremos asumiendo por razones obvias la tarea los nueve primeros meses, pero deberemos compartirla los 30 años restantes, si todos queremos participar en el nuevo modelo social y no ser excluidos de la parte privada."

    Hay además un problema: ¿Dónde emiten los certificados de dedicación familiar? Si yo me hago cargo de mis hijos pero luego en caso de divorcio la madre alega que la relación era patriarcal ¿quién me va a escuchar?

    ResponderEliminar
  2. Hay muchos problemas, qué pasa con el padre que trabaja lejos del domicilio familiar, qué pasa con los marineros que pasan temporadas enteras fuera de casa, qué pasa con los camioneros de internacional que van a su casa los fines de semana...

    Tengo la impresión de que Sanahuja escribe pensando en Cataluña y allí ya tienen aprobada una modificación en la ley que recoge la custodia compartida y que entrará en vigor en enero del próximo año.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo9:44 p. m.

    El artículo de Sanahuja es, obviamente, el reverso al publicado ayer en El Mundo por El Delegadísimo. Hoy lo comenta Arcadi Espada:

    http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/elmundopordentro/2010/08/18/polvo-seran-mas-tendran-sentido.html

    [Athini Glaucopis]

    ResponderEliminar
  4. Anónimo9:47 p. m.

    Y otro caso mucho más habitual, Emilio. Hombres que trabajan fuera de casa y mujeres que han decidido ser amas de casa. Lógicamente, no van a compartir las tareas domésticas. ¿El trabajo fuera de casa no se considera un servicio a la familia? En las familias de ese tipo, todavía muy abundantes, ¿estarían bien atendidos los niños sin los ingresos que aporta el padre? ¿eso no cuenta?

    Un saludo a todos

    Julián

    ResponderEliminar
  5. Es verdad Julián. De todos modos decirte que las leyes no hacen ningún distingo entre que ella sea ama de casa o no, hablan del reparto al 50% de las tareas domésticas.

    En la encuesta sobre ocupación del tiempo de hombres y mujeres, a efectos de contabilizar la dedicación masculina a las tareas del hogar jamás se tiene en cuenta si él es el único proveedor de la familia.

    Y la posición del feminismo de género esa esa, reparto de las tareas por mitades sin entrar a considerar la dedicación de cada uno de ellos fuera del hogar.

    Si lo quieres ver de otro modo es la denuncia de discriminación salarial por no cobrar lo mismo aunque se trabaje menos tiempo.

    ResponderEliminar